Casi 30 guerrilleros fallecieron durante bombardeo militar en Colombia

El ataque se realizó en el departamento de Putumayo, en la frontera con Ecuador, y fue ejecutado por aviones y helicópteros de la Policía y la Fuerza Aérea

Casi 30 guerrilleros fallecieron durante bombardeo militar en Colombia

La Policía colombiana confirmó hoy que murieron 27 guerrilleros de las FARC, entre ellos un importante jefe insurgente, en el bombardeo que realizaron las autoridades contra un campamento ubicado a escasos kilómetros de la frontera con Ecuador.

El director de la Policía, general Óscar Naranjo, afirmó que fue confirmada la muerte en combate de Sixto Antonio Cabana Guillén, alias “Domingo Biojó”, integrante del estado mayor del bloque sur de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). “La baja de este antisocial, estimamos nosotros, es un golpe al corazón terrorista de las FARC”, declaró el general Naranjo.

El líder guerrillero abatido era hombre de confianza de alias “Joaquín Gómez, miembro del secretariado de las FARC. En 2000, alias “Domingo Biojó” fue designado miembro del comité temático de las negociaciones, durante las frustradas tratativas de paz en el gobierno del presidente Andrés Pastrana (1998-2002).

Cabana Guillén estaba solicitado en extradición por Estados Unidos y tenía circular roja de Interpol.

El general Naranjo recordó que 22 cuerpos de guerrilleros fueron encontrados este domingo tras el bombardeo que realizó la Fuerza Aérea, en un operativo que fue celebrado por el presidente Juan Manuel Santos.

MILITABAN EN EL FRENTE 48 DE LAS FARC
Naranjo ordenó el ataque tras ser ubicado un campamento del frente 48 de las FARC, que hace pocos días mató a ocho policías en una emboscada con explosivos cerca de ese lugar.

El presidente Santos agradeció al gobierno de Ecuador el apoyo prestado en la operación. Aunque no entró en detalles, se estima que dicha ayuda habría consistido en una operación de las autoridades en esa zona selvática para impedir que los guerrilleros cruzaran la frontera para refugiarse en ese país, pues el campamento estaba a menos de cuatro kilómetros de la línea limítrofe.

La “Operación Fortaleza II” se convirtió en la acción más contundente contra las FARC desde que comenzó el gobierno de Santos, el 7 de agosto. Según fuentes oficiales, en la operación se incautaron de 21 fusiles, 5.200 proyectiles, equipos de comunicación y varios computadoras que pertenecerían a “Pitufo”.