Egipto: ya van 13 muertos tras choque entre manifestantes y policías

Dos fallecieron ayer y 11 hoy. Los civiles le exigen a los militares que administran el país entregar el poder a un gobierno democráticamente elegido

Egipto: ya van 13 muertos tras choque entre manifestantes y policías

Policías y soldados egipcios prendieron fuego a tiendas de campaña colocadas por manifestantes en la Plaza Tahrir y dispararon gas lacrimógeno y balas de goma en una vasta operación el domingo para expulsar a miles de personas que demandan que los gobernantes militares transfieran rápidamente el poder a un gobierno civil.

Producto de estos enfrentamientos, que se extienden por segundo día consecutivo, 13 de los protestantes perdieron la vida.

Los choques del domingo están aumentando las tensiones ocho días antes de las primeras elecciones parlamentarias en Egipto tras la caída del presidente autoritario Hosni Mubarak en febrero como resultado de una sublevación popular.

Las fuerzas armadas asumieron el control del país, prometiendo una pronta transición a un gobierno civil, pero los manifestantes prodemocráticos que encabezaron la sublevación de inicios de año se han mostrado cada vez más furiosos con los militares y sospechan que estos están tratando de aferrarse al poder incluso una vez se instaure el nuevo parlamento y se elija un presidente.

El gabinete dijo que las elecciones programadas para el 28 de noviembre se realizarían a tiempo y le agradeció a la Policía su “compostura”, en una declaración que casi seguramente enfurecerá más a los manifestantes.

MANIFESTANTES NO SE MARCHARÁN
“No vamos a irnos a ninguna parte”, dijo el manifestante Mohammed Radwan luego que las fuerzas de seguridad tratasen infructuosamente de expulsar a las muchedumbres de la plaza de Tahrir, epicentro de la sublevación popular.

“La atmósfera es buena ahora y la gente está coreando lemas de nuevo”. Añadió que muchos de los manifestantes estaban regresando.

Dos manifestantes murieron el sábado y 11 el domingo. Los choques fueron los peores desde que concluyó el alzamiento el 11 de febrero.

De acuerdo con un calendario mencionado por el ejército, la entrega de poder ocurriría luego de las elecciones presidenciales a finales del año próximo o inicios de 2013. Los manifestantes dicen que eso es demasiado lento y acusan a las fuerzas armadas de tácticas dilatorias. Quieren que la entrega ocurra inmediatamente tras el fin de los comicios parlamentarios escalonados, que comienzan el 28 de noviembre y terminan en marzo.