Mali: militares lideran golpe de Estado y derrocan a presidente

Mandatario Amadou Tounami Toure estaría escondido junto a tropas leales, según la televisión nacional

Mali: militares lideran golpe de Estado y derrocan a presidente

Soldados amotinados en Mali perpetraron un golpe de Estado y derrocaron al presidente Amadou Toumani Toure, con un asalto al palacio presidencial de la capital Bamako.

El presidente habría sido llevado a un campamento militar controlado por las tropas que permanecen leales a su gobierno, según la última información ofrecida por la televisión nacional. Anteriormente, otros medios habían señalado que el político de 63 años habría buscado refugio en la embajada estadounidense de la capital, algo que negaron fuentes diplomáticas.

En un discurso televisado, los militares justificaron su acción alegando el “clima de inseguridad” en el país y la “incapacidad del régimen para combatir el terrorismo”.

Hasta nueva orden, se ha suspendido la Constitución y se ha impuesto el toque de queda, señaló el subteniente Amadaou Konare, portavoz de los sublevados autodenominados “Comité para la reinstauración de la Democracia y del Estado”.

DENUNCIARON INCAPACIDAD PARA MANEJAR LA CRISIS
Toure fue derrocado por “su incapacidad de solucionar la crisis en el norte de Mali”, dijo en relación a los combates entre los rebeldes tuareg y las tropas del gobierno en esa zona del país.

Durante su discurso, Konare estuvo rodado por unos 20 rebeldes en uniforme militar, que pretenden ahora, según dijo, deliberar con países vecinos y organizaciones internacionales los próximos pasos.

El miércoles, los soldados tomaron el edificio de la televisión y la radio estatal. Seguidamente asaltaron el palacio presidencial. Varios ministros fueron detenidos, informó la página web ‘maliactu.net’. También en la ciudad de Gao, en el norte del país, los soldados se amotinaron y tomaron a varios superiores como rehenes.

El presidente de 63 años, conocido como “ATT” por las iniciales de su nombre, estaba al frente del país de África occidental desde 2002. En 2007 el ex general fue elegido con el 68 por ciento de los votos para un segundo mandato y había anunciado que no iba concurrir a las próximas elecciones del 29 de abril, como manda la Constitución tras dos periodos en el poder.