Mohamed Mursi asumirá presidencia de Egipto con poder recortado

La Junta Militar que gobernó provisionalmente al país dictó decretos constitucionales tras la segunda vuelta electoral

Mohamed Mursi asumirá presidencia de Egipto con poder recortado

El Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas de Egipto dictó, inmediatamente después de la segunda vuelta de las presidenciales en Egipto el 16 y 17 de junio, nuevos decretos constitucionales que limitan considerablemente el poder del nuevo presidente electo, Mohamed Mursi.

Según esos decretos, el presidente ya no es, como hasta ahora, el líder supremo de las Fuerzas Armadas, por lo que sólo puede declarar la guerra o desplegar efectivos dentro del país con el apoyo previo del gremio militar.

Además, los militares retiraron al presidente la competencia de proponer nombramientos y ascensos en el seno del ejército y la influencia en el control de la financiación de las Fuerzas Armadas: serán los propios generales quienes decidan sobre esas cuestiones.

El presidente tendrá que jurar su cargo ante el Tribunal Constitucional, cuyos magistrados en su totalidad fueron nombrados por el derrocado ex presidente Hosni Mubarak.

Además, el presidente podrá nombrar al primer ministro y a los miembros de su gabinete, excepto al ministro de Defensa, cartera que estará en manos del presidente del consejo militar, el mariscal de campo Mohammed Hussein Tantawi, un viejo amigo y compañero de Mubarak.

SIN PARLAMENTO
Sin embargo, la formación del futuro gobierno en Egipto sigue siendo una incógnita tras la disolución del Parlamento por parte del Tribunal Constitucional dos días antes de la celebración de la segunda vuelta.

Otra cuestión controvertida: el presidente puede imponer su veto a la futura Constitución, de la que no se sabe siquiera quién la elaborará. Se espera que sea el Constitucional quien decida al respecto.

Cinco días antes del anuncio de los resultados electorales, la cúpula militar nombró a al general Abdelmumin Foda jefe de la oficina presidencial. Los generales consideran así que el nuevo presidente Mursi está así en buenas manos.

RECIBE SALUDOS
El nuevo mandatario egipcio recibió felicitaciones desde distintas partes del mundo. Un comunicado de la Casa Blanca de Estados Unidos exhortó al nuevo gobierno a cumplir un papel de “pilar de la paz, seguridad y estabilidad regional”. Mientras tanto, la Unión Europea le pidió a Mursi gobernar de forma “inclusiva y representativa de la diversidad” del país.

Más saludos vinieron de los gobiernos de Italia, Israel, Francia, entre otros.