Sarkozy expulsó de Francia a los primeros 87 gitanos de los 700 que planea enviar a Rumania

Pese a que la lluvia de críticas, en las próximas semanas se completará la deportación del resto de personas

(YouTube)

Francia deportó hoy a unos 87 gitanos a su nativa Rumania como parte de una campaña del presidente conservador Nicolas Sarkozy para desmantelar sus campamentos y sacarlos del país.

Francia contrató un vuelo a Bucarest partió hoy de la ciudad de Lyon con 73 gitanos a bordo, dijeron funcionarios del ministerio de inmigración. Otros 14 fueron repatriados a Rumania en un vuelo comercial desde la región de París, dijeron los funcionarios y anticiparon que habrá otro vuelo de repatriación a ese país mañana.

A la mayoría de los repatriados les dieron pequeñas sumas de dinero (entre 100 y 300 euros (387 dólares) para ayudarles a su llegada a Rumania, dijeron los funcionarios, en una práctica común en Francia.

Los gitanos nacidos en el extranjero suelen mendigar en las calles de las ciudades francesas, a menudo con niños pequeños en brazos.