Terremoto en Japón: "tren bala" se cerró y mlls de casas quedaron sin luz

Portavoz del gobierno nipón instó a los ciudadanos a mantener la guardia ante posibles réplicas

El ministro de Exterior de Japón, Takeaki Matsumoto señaló que “el gobierno está haciendo su máximo esfuerzo para minimizar los daños y salvaguardar a la población”, luego de evaluar los daños causados por el terremoto 8,9 grados en la escala, en el que se estima han muerto hasta el momento cerca de mil personas.

La Policía Nacional ha enviado un equipo de rescate de 2.000 personas a Miyagi, Iwate y Fukushima, en el noreste de del país asiático.

Asimismo, se reportó que en Honshu, la principal isla japonesa, se desplomaron edificios y un tsunami gigantesco arrastró a personas, automóviles, embarcaciones y casas.

En la ciudad portuaria de Sendai, varios ríos se desbordaron. Según la policía, la corriente arrastró también a un barco con unas 100 personas a bordo.

Por su parte, el Ministerio del Interior reportó unos 100 incendios en distintas ciudades y prefecturas del país. La televisión mostró también imágenes de la provincia de Iwate donde se podía ver calles completas con casas destruidas.

SITUACIÓN EN LA CAPITAL JAPONESA
Las redes telefónicas colapsaron en Tokio durante varias horas. Más de cuatro millones de viviendas se quedaron sin electricidad. Las autoridades cerraron el metro y los aeropuertos de la región. La compañía ferroviaria East Japan Railway señaló que el tránsito fue suspendido en gran parte del noreste, entre otras vías en la del “tren bala”, el Shinkansen.

En las calles se formaron grandes atascos, también en las estaciones de tren se podía ver a mucha gente varada. Muchas personas llevaban cascos para protegerse de posibles objetos desplomándose.

El portavoz del Gobierno, Yukio Edano, instó a los ciudadanos a mantener la guardia alta ante posibles réplicas, que, dijo, podrían llegar a alcanzar la misma intensidad que el terremoto original.