Bebe mexicano que murió de gripe porcina en EE.UU. visitó un centro comercial

El pequeño de 23 meses de edad estuvo con una tía durante tres noches en Houston justo antes de que él enfermara

*Texas*, EE.UU. (AP).- "Un bebe mexicano que se convirtió en el primer fallecimiento por gripe porcina en Estados Unidos":http://www.elcomercio.com.pe/noticia/279772/bebe-primera-victima-mortal-gripe-porcina-estados-unidos estuvo en un enorme centro comercial cerrado en Houston un día antes de que aparecieran sus primeros síntomas. El juez Carlos Cascos del condado de Cameron, habló con una tía del niño en Brownsville que viajó a Houston con él. Según el relato de la tía, pasaron tres noches en Houston justo antes de que él enfermara y fuera hospitalizado en Brownsville. Las autoridades del hospital, de salud y municipales dijeron el miércoles que el pequeño de 23 meses de edad había viajado desde la Ciudad de México a Brownsville, donde enfermó. Cuando el hospital en Brownsville, una ciudad de 140.000 habitantes, ya no pudo proporcionarle la atención médica adecuada al caso, fue transportado al Hospital Infantil de Texas. Los familiares dijeron que él no tuvo contacto con nadie en Houston fuera de las instalaciones del hospital. La familia no ha mostrado síntomas. Las llamadas al Hospital Infantil de Texas para solicitarle sus comentarios al respecto no fueron devueltos de inmediato. La doctora Susan Fisher-Hoch, profesora de epidemiología en la Facultad de Salud Pública en la Universidad de Texas en Brownsville, dice que las personas infectadas pueden secretar "el virus":http://apps.elcomercio.com.pe/estaticas/gripe-porcina/index.html a través de su saliva 24 horas antes de que presenten síntomas. Por lo tanto, el niño pudo haber contagiado a otros cuando estuvo en Brownsville por primera vez, y probablemente seguía representando un foco de infección mientras se encontró en Houston, dijo Fisher-Hoch, ex subdirectora local del Laboratorio de Patógenos Especiales de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Aún así, probablemente el niño no le transmitió el virus a muchas personas en el centro comercial, agregó. Kathy Barton, portavoz del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Houston, dijo que el epidemiólogo de la ciudad intentaría volver a hablar con la familia, pero aclaró que cuando entrevistó a sus miembros no mencionaron el primer viaje a Houston. Barton dijo que la Galleria, el amplio centro comercial que visitaron, tampoco habría sido un entorno muy adecuado para que el virus fuera propalado por un infante que probablemente estaba en un coche de niño. La cronología que hizo Cascos sobre la visita del niño, elaborada tras hablar con su tía, muestra que el pequeño no sólo estuvo en Brownsville antes de que se enfermara. Cascos no quiso identificar a la familia por cuestiones de privacidad. "Es importante porque no sabemos dónde la contrajo", señaló el funcionario. "Pudo haber sido en Houston o en alguna parte en el camino".