Mujer que dice tener un hijo de Fernando Lugo retiró la demanda

Benigna Leguizamón anunció que volvería a insistir una vez que el ex obispo católico deje el cargo de presidente de Paraguay

Una de las demandas de filiación contra el presidente paraguayo "Fernando Lugo":http://elcomercio.pe/buscar/?q=Fernando+Lugo fue retirada el jueves, un hecho que podría dar oxígeno al ex obispo católico cuya imagen se vio golpeada por varios reclamos de paternidad. El mandatario reconoció meses atrás ser el padre de un niño de dos años concebido cuando aún era sacerdote y enfrenta todavía la demanda de una mujer que reclama "el reconocimiento de un pequeño de dos años,":http://elcomercio.pe/noticia/304615/mujer-que-reclama-paternidad-lugo-su-hijo-dice-que-violo en un escándalo que recorrió el mundo y afectó su popularidad. Benigna Leguizamón anunció que retiraba la acción judicial que exigía el reconocimiento de su hijo de siete años en medio de fuertes cuestionamientos a la justicia de Paraguay y dijo que volvería a insistir una vez que Lugo deje el cargo. Leguizamón, quien es madre de otros tres hijos y vende detergentes en el este del país, había cuestionado duramente a Lugo, al que señaló como responsable de que el niño viviera en la miseria. "Soy pobre y no tengo para solventar un juicio. Mi juicio queda congelado. No puedo estar encima del expediente, tengo que estar trabajando para dar de comer a mis hijos", dijo a la radioemisora asuncena 1000. El proceso judicial, presentado hace casi ocho meses, se encontraba paralizado debido a que una cámara de apelaciones no dictaminaba sobre una acción presentada por la defensa del mandatario. El abogado de Lugo negó que la decisión haya sido producto de un acuerdo extrajudicial, como afirmaron medios locales. "No hubo (acuerdo) porque si hubiese existido yo habría estado al tanto. Son todas suposiciones", dijo Marcos Fariña. La decisión se conoció un día después que el mandatario aceptara someterse a una prueba de ADN en el marco de la demanda presentada por Damiana Morán, una docente de 39 años que trabajó por la campaña presidencial de Lugo en el 2008. En su segundo año de gestión, el presidente que acabó con más de medio siglo de Gobierno del conservador Partido Colorado, enfrenta el acoso de la oposición que lo amenaza con un juicio político para sacarlo del cargo.