Tres militares y un policía cumplen 11 años como rehenes de las FARC

Fueron capturados durante la toma a una base antinarcóticos en el sur de Colombia, donde murieron 19 personas

Un oficial de la Policía y tres militares cumplieron hoy 11 años de cautiverio en poder de la guerrilla de las FARC, que el 3 de agosto de 1998 los secuestró durante la toma a una base antinarcóticos en el sur de Colombia. Unos 500 guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) tomaron ese día la base antinarcóticos de Miraflores, en el departamento de Guaviare (sur), donde murieron 19 personas y otras 126 fueron secuestradas. La mayoría de esos rehenes fueron liberados en medio de unas negociaciones de paz con el Gobierno del entonces presidente Andrés Pastrana, entre 1999 y 2002, pero cuatro de ellos aún permanecen cautivos. El teniente de la Policía William Donato Gómez y los sargentos del Ejército Robinson Salcedo Guarín, Arbey Delgado Argote y Luis Alfredo Moreno hacen parte de la lista de 24 "canjeables" que los rebeldes pretenden intercambiar por sus hombres presos en Colombia y Estados Unidos. La senadora opositora Piedad Córdoba, mediadora para la entrega de rehenes de las FARC, aseguró el miércoles pasado que "lo más seguro" es que esta misma semana reciba pruebas de vida de secuestrados por esa guerrilla. Las FARC han expresado su disposición a poner en libertad a dos militares, uno de ellos secuestrado hace casi 12 años, y a entregar el cadáver de un capitán de la Policía que murió cuando estaba cautivo. Por su parte, el mandatario colombiano, Álvaro Uribe, autorizó el pasado 8 de julio a la senadora Córdoba a participar en las liberaciones, pero con la condición de que las FARC entreguen a los 24 policías y militares que tienen en su poder, así como los cadáveres de tres hombres muertos en cautiverio.

Tags relacionados

Mundo

Colombia

FARC