Congresistas nacionalistas sostienen que suspensión es medida antidemocrática

“Es una muestra de “autoritarismo, prepotencia, arrogancia y falta de sensatez” dijo la congresista Nancy Obregón

La congresista Nancy Obregón comentó que la decisión del pleno del Congreso de la República, de suspenderla a ella y a otros seis de sus colegas parlamentarios, es una muestra de “autoritarismo, prepotencia, arrogancia y falta de sensatez” porque se sanciona a casi la mitad de la bancada nacionalista. En declaraciones a la emisora CPN, Obregón calificó esta suspensión como una “mala práctica democrática” llevada a cabo por el Partido Aprista Peruano. Agregó que esta con esta sanción se ha vulnerado la posibilidad de debatir los decretos legislativos cuestionados por los nativos amazónicos. Como se recuerda, Obregón y los legisladores nacionalistas María Sumire, Hilaria Supa, Janeth Cajahuanca, Juana Huancahuari, Rafael Vásquez y Cayo Galindo "fueron suspendidos 120 días sin goce de haber":http://www.elcomercio.com.pe/impresa/notas/se-puso-orden-congreso/20090612/299513 por irrumpir en el hemiciclo con pancartas y gritos. Por su parte, el legislador Cayo Galindo argumentó que los nacionalistas protestaron en el hemiciclo porque exigían el respeto al derecho y al reglamento del Congreso, al demandar que los decretos 1090 y 1064 sean derogados o modificados, y no solo suspendidos como lo aprobó el Parlamento. También negó que el Partido Nacionalista pretenda la desestabilización del sistema democrático, impulse una campaña de radicalización, y que busque adelantar las elecciones presidenciales en detrimento del Gobierno de Alan García. Agregó que su protesta en el hemiciclo tuvo carácter pacífico y que de ninguna manera originaron violencia al interior del Palacio Legislativo. “Nuestra protesta fue pacífica, democrática, no hemos hecho daño a la propiedad pública ni privada, ni tampoco es cierto que hayamos interrumpido una sesión (…) Si el congresista Mauricio Mulder dice que eso es desestabilización, esa es su posición personal”, comentó en CPN, según informa la agencia estatal Andina. Por ello, calificó a la suspensión de 120 días a siete parlamentarios nacionalistas como una “medida autoritaria, intolerante y antidemocrática”, destinada a eliminar a la oposición del Congreso.