Hijas de ex ministro dejaron cárcel por “por razones humanitarias”

Anny y Jenny Saucedo gozaron del beneficio debido a un cuadro delicado de salud. Estaban acusadas de enriquecimiento ilícito

Anny y Jenny Saucedo Linares, hijas del ex ministro fujimorista, César Saucedo Sánchez, abandonaron el penal de mujeres Santa Mónica luego de que la Tercera Sala Anticorrupción revocara el mandato de detención que pesaba sobre ellas por el presunto delito de enriquecimiento ilícito. El tribunal superior adoptó la medida por “razones humanitarias” al atender un pedido de la defensa de las hermanas Saucedo Linares para recibir el proceso bajo el mandato de comparecencia dado el delicado cuadro de salud que presentaban ambas. El pasado 28 de mayo Anny y Jenny Saucedo se entregaron a las autoridades tras estar cuatro años en la clandestinidad. Según la acusación, Saucedo Sánchez transfirió a sus hijas en cuentas de paraísos financieros una suma superior a los tres millones de dólares. Saucedo Sánchez fue acusado, también, de recibir del ex asesor Vladimiro Montesinos una casa en Rinconada del Lago, valorizada en un millón de dólares, y fue procesado por estar inmerso por la compra irregular de armamento durante el conflicto del Cénepa. El ex general fue nombrado ministro del Interior y Defensa en 1997 y en el 2000, respectivamente. En 1998 fue designado comandante general de las Fuerzas Armadas.