Jorge Montoya: "No hubo acta de sujeción, fue una lista de asistencia"

Ex comandante general de FF.AA. minimizó polémico documento del gobierno fujimorista, el mismo que también fue firmado por el flamante ministro del Interior

Jorge Montoya: "No hubo acta de sujeción, fue una lista de asistencia"

El ex comandante general de las Fuerzas Armadas, almirante AP ® Jorge Montoya, sostuvo hoy que la denominada acta de sujeción, firmada por los militares para respaldar al gobierno de Alberto Fujimori en 1999, solo se trató de una “lista de asistencia”.

Según dijo, durante el gobierno fujimorista se organizaron hasta tres reuniones de “camaradería”, a la que asistieron obligatoriamente altos mandos de las FF.AA., quienes debían firmar su asistencia.

“No hubo tal Acta de Sujeción, lo que hubo fue una lista de asistencia, y dos o tres reuniones de camaradería en 10 años de gobierno, donde después de las reuniones (de lectura de informes) venía un almuerzo y nos sentábamos en distintas mesas, yo estaba en Piura y tenía que venir porque era obligatoria la asistencia”, narró en entrevista a Radio Programas.

SE CREÓ FÁBULA
Montoya consideró que se había creado una “fábula” de este hecho, ya que en las reuniones se informaba al jefe del Comando Conjunto y comandantes generales, en presencia de Vladimiro Montesinos, sobre los últimos sucesos.

“De haber sido una acta de sujeción las Fuerzas Armadas estarían ahora en el poder”, agregó Montoya.

Sobre Wilver Calle, designado como ministro del Interior dijo que sabía quién era pero que no tenía mayor conocimiento. “Es un profesional”, se limitó a decir.

Montoya estuvo voceado en los últimos días para asumir la cartera de Defensa, en reemplazo de Alberto Otárola. Entonces dijo que estaba dispuesto a colaborar con el país.

PARA RECORDAR
En marzo de 1999 Montesinos y la cúpula militar policial de ese entonces convocaron a toda la plana de oficiales de las Fuerzas Armadas y la
Policía Nacional desde capitanes hasta oficiales generales a defender
“silenciosa” e “irrestrictamente” la vigencia de las leyes de amnistía y
acciones posteriores al autogolpe del 5 de abril de 1992. Se dio mediante la firma de un documento que luego se conoció como acta de sujeción.

En el 2001, durante el gobierno de transición, se conoció que el documento ya no se encontraba en los archivos del Comando Conjunto de las FF.AA. Se informó que el documento había sido incinerado.