Magistrado del JNE renunció para postular el 2011

Quien no dimitió fue el presidente de la Corte Suprema, Javier Villa Stein. En más de una oportunidad dijo que evaluaba postular a la presidencia

Magistrado del JNE renunció para postular el 2011

La carrera electoral para postular al sillón de Pizarro o a una curul parlamentaria empezó ayer para algunas autoridades que, de acuerdo con el último plazo establecido por la ley vigente, renunciaron a sus cargos públicos con el fin de participar en las elecciones generales del próximo año.

Aunque la más anunciada fue la de Luis Castañeda Lossio a la Alcaldía de Lima, la gran sorpresa de la jornada la proporcionó el magistrado del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) Ulises Montoya, quien confirmó su dimisión a ese organismo.

“Yo cumplo 70 años el [jueves] 14 de octubre y, por una disposición constitucional, automáticamente debía dejar el cargo al llegar a esa edad”, explicó.

Montoya comentó que presentó su dimisión ayer porque era la fecha límite para que los funcionarios renuncien si quieren postular a un cargo en las elecciones generales del 2011, y él no ha descartado esa posibilidad.

“He tenido conversaciones generales con algunos partidos, pero todavía no hay nada concreto”, dijo.

Montoya agregó que el doctor Modesto Olegario de Bracamonte Meza, de La Libertad, lo reemplazará como magistrado del JNE.

La Ley Orgánica de Elecciones establece que los altos funcionarios que tengan interés en participar en los comicios generales del 10 de abril del 2011 deberán renunciar seis meses antes de las elecciones. Sin embargo, el JNE señaló que las renuncias serían aceptadas hasta ayer lunes.

Recordemos que el mes pasado Javier Velásquez Quesquén, Nidia Vílchez, Octavio Salazar, Adolfo de Córdova y Martín Pérez dejaron sus cargos ministeriales para participar en los comicios del próximo año.

VILLA STEIN SE QUEDA
Quien definitivamente no renunciará a su cargo es el presidente de la Corte Suprema, Javier Villa Stein, no obstante que, en más de una oportunidad, él mismo deslizara la posibilidad de presentarse como candidato presidencial el 2011.

Incluso, en algunas ocasiones, apareció públicamente haciendo la ‘V’ con sus manos. Ayer personas muy cercanas al titular del Poder Judicial aseguraron que este “nunca tuvo la intención de renunciar, aunque estaba en pleno derecho de evaluar esa posibilidad”.