Ministro Lozada pidió a padres de policías desaparecidos no internarse en el VRAE

El titular del Interior también informó que el 95% de bienes de los presuntos testaferros de los hermanos Quispe Palomino ya se encuentra incautado

Ministro Lozada pidió a padres de policías desaparecidos no internarse en el VRAE

El ministro del Interior, Daniel Lozada, les pidió esta mañana a los padres de los suboficiales PNP José Astuquilca y César Vilca- desaparecidos en el VRAE tras la liberación de los colaboradores de Camisea secuestrados por senderistas- que no se internen a la zona de emergencia. Agregó que la búsqueda de estos agentes continúa.

“Tenemos como obligación seguir hasta el último momento (…) Nuestros policías no van a desmayar hasta encontrar a esos dos efectivos”, afirmó el alto funcionario del Gobierno humalista en diálogo con la prensa en el ex fundo Barbadillo, donde presenció la destrucción de la droga.

Sostuvo que la Policía Nacional les brindará a Dionisio Vilca y Alfredo Astuquilca todas las garantías que estén a su alcance. Dijo que entiende su preocupación como padres y el deseo que tiene de ir a buscar a sus hijos en la selva de valle de los ríos Apurímac y Ene (VRAE), pero los exhortó a no hacerlo.

En otro momento, Lozada indicó que la capitana PNP Nancy Flores Paucar, quien fue abatida por terroristas durante la operación de búsqueda de los colaboradores de Camisea, contaba con todos los implementos de seguridad personal, incluido un chaleco antibalas.

“En el caso de la Policía Aérea, ellos tiene sus protocolos. Obviamente, es responsabilidad de ellos usar los elementos que tienen a su alcance para protegerse. Ella tenía todos los elementos de protección, estuvo en ella usarlos o no”, manifestó en declaraciones a Radio Programas.

GOLPE A LOS QUISPE PALOMINO
Además, Lozada informó que el 95 por ciento de bienes de los presuntos testaferros de los hermanos Quispe Palomino ya se encuentra incautado, lo que representa un duro golpe para el narcoterrorismo que lavaba dinero en empresas de fachada en Ica.

Según dijo, el caso ya se encuentra judicializado y son investigados tres clanes familiares que poseían en Ica estaciones de servicio, enormes fundos, fábricas de ladrillo, casas, autos y maquinarias.

Lozada manifestó que esos clanes familiares habían logrado amasar una fortuna de unos 100 millones de dólares, presuntamente por lavar dinero proveniente del VRAE y usarlo para financiar acciones terroristas.

“Eso está judicializado y acá está haciéndose todo el proceso. Ya se ha incautado casi el 95 por ciento de los bienes de esta organización de lavado de activos, que venían del VRAE de estos criminales terroristas, que armaban muchos negocios en Ica”, precisó.

Añadió que los bienes incautados ya se encuentran bajo la administración de la Oficina Ejecutiva de Control de Drogas (Ofecod) del Ministerio del Interior.