“El Perú apostará por una revolución tecnológica para acabar con la corrupción”

La ministra Rosario Fernández realizó estas declaraciones después de mantener una reunión con su homólogo de Portugal, Alberto Costa

La ministra de justicia, Rosario Fernández, apostó hoy en la capital lusa por aplicar una "revolución tecnológica" en el sistema judicial de su país que acabe con la corrupción. "Estoy convencida de que si aplicamos una revolución tecnológica, en la justicia, conseguiremos destruir la corrupción", aseguró Fernández a Efe y añadió que la tecnología "es sinónimo de igualdad, avance, rapidez, seguridad, imparcialidad y, consecuentemente, de justicia". Fernández realizó estas declaraciones después de mantener una reunión con su homólogo luso, Alberto Costa, en la que ambos firmaron un memorando de entendimiento entre los ministerios de justicia de Perú y Portugal. El documento prevé la colaboración de ambos países con el objetivo de agilizar y mejorar sus respectivas administraciones de justicia. Así, Portugal ayudará al Perú con la instalación de un sistema de "ventanilla única", así como con la monitorización electrónica de los presos. A este respecto, Fernández adelantó que estudiará la posibilidad de utilizar la "pulsera electrónica" con los reos que hayan cometido delitos "más leves", como los relacionados con el tránsito. El objetivo es mitigar la saturación de las cárceles en Perú, que con una población de 28 millones de personas tiene 44.000 presos. La administración judicial peruana ganará en agilidad gracias a otro de los puntos del acuerdo, referido a la sustitución de los expedientes en papel por fichas electrónicas. "Es muy importante que magistrados, ciudadanos y jueces interioricen este proceso tecnológico que vamos a comenzar y en el que Internet tendrá un papel muy importante", explicó la titular de justicia peruana. Así, muchos formularios podrán realizarse a través de la web, lo que ahorrará tiempo y recursos económicos. El ministro de justicia luso viajará al Perú en julio para supervisar y asesorar a la administración judicial en sus avances. La reunión entre los ministros del Perú y Portugal tuvo lugar tras la celebración esta semana en Lisboa de una conferencia ministerial iberoamericana sobre Justicia. En la cita participaron representantes de quince países que adoptaron varias decisiones para reforzar la cooperación judicial a nivel iberoamericano y con Europa.