Rómulo León reiteró su inocencia y ¿entorpece el proceso por los Petroaudios?

Fue entrevistado nuevamente en su domicilio. Procurador anticorrupción pedirá que vuelva a prisión porque declaraciones “entorpecen juicio”

Rómulo León reiteró su inocencia y ¿entorpece el proceso por los Petroaudios?

Rómulo León Alegría, procesado por el Caso Petroaudios, desde su domicilio, donde cumple arresto, reiteró su inocencia y mencionó que como lobista no había cometido delito alguno.

Asimismo, señaló que el juicio se ha llevado de forma confusa, habida cuenta de que Fortunato Canaán “no tenía nada que ver con la adjudicación de lotes petroleros, se ha trastocado por un manejo de prensa no fino”. Canaán, dijo, vino a invertir en otros negocios.

“El proceso de licitación de lotes estaba a cargo de Perú-Petro y la empresa Discover Petroleum, que tenía un presidente (Jostein) Kar Kjerstad, noruego, con quien Canaán no tenían ninguna relación. Yo trabajé primero para Canaán y luego para los noruegos. Como consultor, y ahí acababa mi trabajo”, mencionó.

Añadió, en entrevista con Beto Ortiz esta mañana, que su trabajo era “introducir a los noruegos que venían a invertir” en la escena empresarial local porque iban a invertir “en 5, 6, 7, 8 años 2.000 millones de dólares para explorar”.

Pero, dice León, la firma Petrotech, al sentirse en competencia por otros lotes, filtró los audios a la prensa. Añadió León en tal sentido que Petrotech habría pagado US$600.000 a Bussiness Track por interceptaciones a su teléfono.

Indicó que sus declaraciones registradas en los Petroaudios fueron “sacadas de contexto” y “acompañadas de comentarios sibilinos, malintencionados”: “El objetivo era golpear al presidente Alan García”.

Asimismo, reiteró sentirse traicionado por el ex presidente Alan García, quien en su momento no dudó en deslindar y condenar supuesto delito.

Mientras León Alegría declaraba así, el titular de la Procuraduría Anticorrupción, Julio Arbizu, comentó a través de su cuenta en Twitter que pedirá “la revocatoria de la comparecencia. León no debería hablar sobre su expediente. Eso es entorpecer (otra vez) el proceso”.