TEST: Honda Accord

Honda ha corregido y aumentado al sobresaliente Accord para consolidarlo también como una buena opción dentro de los pro

TEST: Honda Accord

Honda ha corregido y aumentado al sobresaliente Accord para consolidarlo también como una buena opción dentro de los productos de nivel premium. En términos de diseño, no ha sido tan radical el cambio respecto de la generación anterior. Aun así, luce un nuevo frente, con faros más alargados y un parachoques de apariencia más agresiva, e introduce elementos cromados que enfatizan la elegancia del vehículo.

También ha reducido las medidas de largo para mantener a este sedán dentro del segmento de tamaño medio, y ganó ligeramente en ancho y alto. También empleó con más eficiencia el espacio interior para obtener mayor espacio para las piernas y de despeje al techo y puertas.

Lleva un poderoso motor V6, de 3,5 litros, que produce 280 HP y va ligado a una caja de cambios automática de seis velocidades. Si bien ofrece una excelente aceleración (0 a 100 km/h en poco más de 6 segundos), lo que destaca de este impulsor es su silenciosa operación y su eficiencia de combustible para sus características.

Otras cosas para destacar del Accord es la sobresaliente puesta a punto de la suspensión, la cual está orientada al confort. Ella no solo permite reducir al mínimo los ruidos de la pista sino que da la sensación de que el vehículo no avanza sobre la pista sino que se desliza. Lo invitamos a leer la nota completa en la edición N° 553.