Test: Renault Fluence

El Fluence de Renault se renueva ligeramente. Ahora está equipado con un motor de 2,0 litros, 16 válvulas, normalmente a

Test: Renault Fluence

El Fluence de Renault se renueva ligeramente. Ahora está equipado con un motor de 2,0 litros, 16 válvulas, normalmente aspirado, que desarrolla hasta 140 HP de potencia y poco más de 19 kg.m de torque. La versión menor del Fluence lleva caja de transmisión mecánica de seis velocidades, mientras que las dos superiores emplean otra automática continuamente variable (CVT).

El que probamos aquí fue la versión más equipada y llevaba la caja de cambios CVT, que a todas luces es un acierto importante para un sedán de estas características. La razón principal es que la CVT tiene es una transmisión que puede variar, sin realizar pasos de marcha, a través de un número infinito de relaciones de cambio.

Ofrece un completo paquete de seguridad activa y pasiva, como son los frenos de disco para las cuatro ruedas, con ABS, distribución de frenado y asistencia para detenciones de emergencia. Asimismo lleva un paquete de seis airbags en todas sus versiones, además de sunroof, un destacable sistema de sonido provisto por Bose, con hasta ocho parlantes y conectividad para iPod, CD, Mp3 y USB.