Alberto Jordán, destituido por el ‘moqueguazo’, trabajará como gerente en Surco

El general de la policía decidió asumir el cargo ya que, después de dos años en juicio, nunca se llegó a concretar su regreso a la PNP

GUSTAVO KANASHIRO FONKEN (@gkanashiro)
Redacción web

Han pasado más de cinco años y el recuerdo del ‘moqueguazo’ parece haber quedado enterrado en el tiempo, menos para las personas que todavía siguen sufriendo las consecuencias de las protestas de aquel junio de 2008. Entre ellos, el caso más notorio quizá sea el del general de la policía Alberto Jordán, quien pasó al retiro por no haber acatado una orden de desalojo que pudo terminar con una masacre en junio de 2008.

A pesar de esta decisión, en junio del año pasado, el Poder Judicial ordenó su “inmediata reincorporación” a la Policía al considerar que su pase al retiro fue inválido. Tres meses después, el Noveno Juzgado Constitucional puso como fecha para que se acate esta decisión el 25 de setiembre de 2012. Solo faltaba la firma del presidente Ollanta Humala para que se complete el proceso, pero ésta nunca llegó.

Desde entonces, el general Jordán mantuvo un perfil bajo, el cual sólo rompía para asegurar que acudiría hasta las últimas instancias internacionales para que se cumpla su reingreso. Pero hoy en la mañana reapareció como el flamante gerente de seguridad ciudadana del distrito de Surco.

“He tenido conversaciones con el alcalde (Roberto Gómez Baca) desde hace tiempo, pero por el juicio yo pensaba que iba a regresar a la Policía, donde tenía planes”, dijo a elcomercio.pe, “pero como el Ejecutivo no quiere firmar esa resolución, me determiné y le dije: ‘¿Sabe qué? voy a volcar mis proyectos a la municipalidad‘”.

CASO LÓPEZ MENESES
Este cambio de gerente llama la atención por producirse en un contexto convulso. El escándalo por la vigilancia asignada de manera irregular a la casa del ex operador montesinista Óscar López Meneses alcanzó al alcalde de Surco, ya que el propio burgomaestre asignó serenos a esta vivienda, supuestamente, por pedido del general Luis Howell.

Sin embargo, Jordán niega que haya entrado en reemplazo de Ángel Miguel Tito Murillo por esta situación. “Esto lo venimos conversando desde hace seis meses y era yo el que no tomaba una decisión”, aseguró.

Cabe señalar que, según su defensa, a Jordán le correspondería asumir la jefatura del Estado Mayor de la PNP por antigüedad si se concretara su regreso a la actividad. Su abogado, Mario Amoretti, comentó que esto influye en la demora en el Ejecutivo, ya que entraría en conflicto con la permanencia del general Jorge Flores Goicochea, uno de los altos mandos de quien se rumoreó que abandonaría su puesto por las acusaciones de Humala contra la Policía.

A pesar de esto, el general Jordán asegura que su lucha no tiene ningún tinte político. “Yo ya gané, se me reconoce lo que hice y pido que se cumpla con la Constitución (…) Yo no tengo nada que ver con el caso López Meneses”, aseguró.

HARTO DE LA ESPERA
El punto de quiebre para el general Jordán fue una carta notarial que le envió al presidente Humala hace diez días. “Solicito se cumpla en el plazo de diez días útiles con firmar mi resolución suprema de reincorporación”, se lee en el texto.

Según Jordán, el Ministerio del Interior le informó el 27 de junio de este año que la resolución “continúa en el Palacio de Gobierno a la espera de la firma del Señor Presidente”. Se cumplió el plazo de diez días y Jordán decidió aceptar la oferta del municipio.

Al preguntarle sobre la posibilidad de que el Ejecutivo pueda hacer efectivo su reingreso próximamente, el general respondió claramente. “Volvería por honor y pediría mi baja. Que se cumpla con la Constitución y los mandatos judiciales. No se puede obviar una situación de esa magnitud que deja en el aire el Estado de Derecho”, señaló para este medio.

Actualmente, y desde hace dos meses, el caso está ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

SUS PLANES
“Quiero que Surco sea diferente y que surja, por lo que vamos a tratar la seguridad como una empresa. El ciudadano es el cliente y, como tal, vamos a darle confianza, tranquilidad y un servicio de calidad”, aseguró Jordán.

Entre sus planes, espera la implementación de las 360 cámaras de seguridad (actualmente hay 280) en el distrito. Asimismo, acondicionará el portal “quenoteroben.pe” para que funcione en Surco, mejorará la situación de los vigilantes y reorganizará la seguridad en función a cuadrantes con diferentes situaciones de riesgo.

Por último, aseguró que trabajará con el total respaldo de la policía y Serenazgo. “La policía tiene que estar conmigo. La idea es tener un policía y un sereno más eficientes y próximos al vecino”, sostuvo.