Alcalde de Miraflores advirtió que locales que discriminen serán sancionados como UVK

Jorge Muñoz señaló que el cine no pudo desvirtuar la acusación del artesano cusqueño Ricardo Apaza

El alcalde de Miraflores, Jorge Muñoz, afirmó que su despacho decidió clausurar por siete días UVK de Larcomar luego de comprobar que sí hubo discriminación en el caso del artesano cusqueño Ricardo Apaza, quien denunció que los trabajadores del cine no lo dejaron reingresar a la sala, donde veía una película, tras irse al baño.

En comunicación con el programa “A las once empieza la noche”, el burgomaestre dijo que se escuchó los descargos de la empresa, pero que estos no pudieron desvirtuar la acusación de Apaza.

“La empresa presentó una serie de elementos como el manual de proceder, el sistema de contraseñas que se le da a los clientes cuando van al baño, pero en ningún momento se ha desvirtuado los hechos comprobados como discriminatorios. Se llegó a la conclusión que sí hubo discriminación y se ha tenido que castigar a la empresa”, manifestó.

Además, Muñoz afirmó que su política de gestión en Miraflores es de inclusión y advirtió que las empresas que incumplan con la ordenanza que prohíbe actos discriminatorios serán sancionadas con el mismo rigor que se castigó al cine UVK.

“No hemos tenido casos como el sucedido en los últimos días, ahora que hubo esta situación hemos tenido que aplicar la norma de manera drástica luego de comprobar que hubo hechos discriminatorios”, acotó.