Familiares piden justicia durante entierro de mujer asesinada en penal de Lurigancho

Los ministros de Justicia, Rosario Fernández, y del Interior, Miguel Hidalgo, acudieron al sepelio de Lesly Paredes. El homicida holandés habría cometido el crimen basado en una película para ocultar el cuerpo

Desconsolados gritos, llantos y ‘por qué’ se escucharon de los amigos y familiares de Lesly Paredes, la joven que fue enterrada hoy en Puente Piedra, luego de que fuera asesinada en el penal de Lurigancho en agosto pasado por el holandés Jason Staling.

Durante el sepelio realizado en el Parque del Buen Recuerdo, uno de sus familiares pidió que le caiga todo el peso de la ley al asesino y a “quienes permitieron que esta persona pueda tener todos los medios, ladrillo y cemento en sus manos para poder tapar un crimen”.

Ese pedido fue escuchado por los ministros que acudieron al cementerio, el titular del Interior, Miguel Hidalgo, y la de Justicia, Rosario Fernández, a quien se le vio acongojada.

SE BASÓ EN UNA PELÍCULA PARA ENTERRARLA
Las primeras investigaciones señalan que Staling Conquet golpeó brutalmente antes de asesinar a la joven, para después ocultar el cuerpo debajo de su cama en la celda y enterrarla bajo una base de cemento.

En su declaración preliminar, el asesino sostuvo que sacó de una película la idea de hacer una estructura de concreto para esconder el cadáver de su ex pareja.