Fiscalía concluyó que ancianos no asesinaron a vigilante Rufino Flores

La defensa de los esposos Cortez solicitó que el Ministerio Público denuncia a Juan Carlos Chumpitaz, quien afirmó que ellos cometieron el crimen

Tras cinco meses de investigación, el Ministerio Público determinó que los esposos Julio Cortez Méndez (75) y Ruth Bravo Pérez (73), acusados de haber asesinado al vigilante Rufino Flores Huamán (57) en el Rímac en mayo pasado, no fueron los autores de esta muerte, debido a que el hombre falleció por un edema cerebral y pulmonar, mas no por golpes.

Cortez Méndez y Bravo Pérez fueron recluidos el 10 de mayo en diferentes penales luego de ser sindicados por Juan Carlos Chumpitaz como los autores del fallecimiento de su vecino. Este sujeto declaró ante la Policía Nacional que los ancianos agarraron a palazos al vigilante de autos y que este ataque provocó su deceso.

Tras dos semanas, la pareja fue puesta en libertad, pero las investigaciones contra ellos continuaron hasta que esta semana la Fiscalía emitió su informe, en el que indica que los adultos mayores no tuvieron responsabilidad en la muerte de Flores Huamán.

Según informó ATV Noticias, la abogada de los esposos Cortez, Carolina Miranda, le ha solicitado al Ministerio Público que denuncia penalmente a Chumpitaz y a las otras dos personas que respaldaron su falso testimonio, porque a raíz de sus declaraciones sus clientes fueron encarcelados injustamente.

Los ancianos se encuentran todavía con mandato de comparecencia restringida, por lo que tendrán que seguir acudiendo a firmar un acta al Poder Judicial, que debe emitir una sentencia tras recibir los documentos de la Fiscalía.