Estos niños buscan a sus padres: ayuda a encontrarlos

Inabif presenta la campaña “Yo busco a mi familia”, que trata de reunir a pequeños abandonados con sus familias

Niños sin identidad real. Que no conocen si fueron abandonados o acaso se perdieron en circunstancias ajenas a su propia voluntad o de sus familias. Esta es la historia de 45 menores que viven actualmente en hogares del Inabif y por quienes la institución promueve, a través de la campaña “Yo busco a mi familia”, que regresen a sus hogares.

La entidad informó a través de un comunicado que con, esta acción, “se intenta ubicar a las familias consanguíneas de los niños que llegaron (…) a través de diversos escenarios y que, a pesar de los esfuerzos de las asistentas sociales por encontrar sus orígenes, no pudieron hacerlo.

“Lo que se conoce es que un porcentaje alto de estos niños llegaron a los albergues tras declarárseles en estado de abandono luego de extraviarse cuando se encontraban al cuidado de sus propios familiares, o tras ser abandonados intencionalmente en la puerta de casas, negocios u hospitales”, agrega.

Esta cruzada, desde su inició en el año 2009, ha logrado que 21 niños retornen al calor de su familia. En algunos casos fueron reencuentros que ocurrieron hasta después de 8 años de pérdida.

Si no se logra la ubicación de los padres o familiares, el juzgado de familia podría declarar a los niños oficialmente en abandono con lo cual se abren las puertas a la posibilidad de una adopción.

Vea más información este jueves en la edición impresa de El Comercio


Tags relacionados

Inabif

Niños desaparecidos