"Franco", la línea gratuita de consejos para jóvenes expuestos a las drogas

La iniciativa surgió siguiendo un ejemplo de Inglaterra, precisó el presidente de Devida, Rómulo Pizarro

“Franco”, es el nombre de la primera línea telefónica gratuita de orientación y consejería para adolescentes y jóvenes expuestos al consumo de drogas, que tendrá cobertura nacional y que inicialmente espera atender a 150 personas al día. El presidente de la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (Devida), Rómulo Pizarro, afirmó que esta acción es una clara respuesta del Estado y forma parte de la estrategia al 2011, que contempla principalmente el eje de la prevención y rehabilitación. Precisó que la preocupación también responde a los resultados de una reciente encuesta dirigida a escolares de los últimos años de secundaria que revela que el 20% reconoce “que en sus escuelas se consume drogas ilegales y que un 32% de la población escolar manifiesta estar dispuesta a consumir una droga ilícita si se lo invitan, lo que quiere decir que el 50% de jóvenes no da importancia al daño que causan las drogas”. *JUVENTUD EXPUESTA* El funcionario advirtió que los jóvenes están en la mira del narcotráfico y que los padres deben estar más comprometidos en la atención de sus hijos. “Hay que recordar que el Perú es el segundo país productor de cocaína, por tanto es una droga que está a la mano del ciudadano común”, comentó. Pizarro explicó que una experiencia nacida en Inglaterra motivó a Devida a crear este servicio de orientación y consejería gratuita que será realidad con apoyo de la cooperación belga. “Ellos tienen una línea telefónica atendida por jóvenes como ellos y les dio buenos resultados”, dijo al señalar que los adolescentes sienten más confianza cuando al otro lado del hilo telefónico está otro joven dispuesto a escucharlos y darles consejería. *REDES REGIONALES* Eduardo Haro Estabridis, gerente de Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas, sostiene que una tarea complementaria es el proceso de implementación de redes regionales que también permitan orientar a la población del interior del país. La idea es que tanto en Lima como en provincias haya servicios de atención y de orientación sobre los centros existentes en la región y a escala nacional. Adelantó con ese fin también preparan un censo para conocer la oferta privada, previa identificación de las comunidades terapéuticas, que dan atención en la prevención y rehabilitación del consumo de drogas.