Interno que fugó de penal de Lurigancho fue presentado por la Policía

Segundo Vargas Moyano fue intervenido en San Juan de Lurigancho cuando estaba abordando un mototaxi 35 días después de que escapara junto a otros cuatro presos

La Policía Nacional del Perú presentó hoy al delincuente Segundo Vargas Moyano (alias “Colombiano”), recapturado esta madrugada tras su fuga junto a otros cuatro internos de la carceleta de la sala de audiencias judiciales del Penal de Lurigancho, el pasado 12 de junio.

En la presentación, realizada en la sede de la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri), su titular, el general PNP César Cortijo, detalló que la recaptura se efectuó en el asentamiento humano La Rinconada, San Juan de Lurgancho, en circunstancias que el buscado delincuente abordaba un mototaxi.

La autoridad policial precisó que Vargas Moyano intentaba pasar desapercibido al cubrirse la cabeza y el rostro con un chullo. Al ser intervenido por agentes de la Dirincri se le incautó una pistola calibre 3,80 milímetros, abastecida con seis municiones, un pasamontaña, guantes quirúrgicos y una bufanda.

También se le requisó diez paquetes que contenían pasta básica de cocaína y marihuana, así como un celular cuya lista de llamadas viene siendo analizada para determinar con quienes se comunicó durante los 35 días que estuvo prófugo de la justicia.

Vargas Moyano tiene requisitorias del 34° y del 48° Juzgados Provinciales Penales de Lima por delito contra el patrimonio, al participar en diversos casos de asalto y robo a entidades financieras, establecimientos comerciales y restaurantes, anotó el titular de la Dirincri.

CASO CHOY
El general Cortijo aclaró también que según las investigaciones realizadas por la Dirincri, Vargas Moyano no está vinculado al asesinato del reportero gráfico Luis Choy, pero sí integraba la banda en la que participaban Lindomar Hernández Jiménez (alias “Puerto Rico”), y Edgar Eduardo Lucano (alias “Lucano”) implicados en el homicidio.

Estos últimos fueron abatidos al interior de una vivienda en Comas, el 18 de junio, durante un enfrentamiento con la Policía que intentaba recapturarlos.

Con el apresamiento de Segundo Vargas Moyano suman hasta el momento cuatro los internos recapturados y solo falta detener a Giancarlo Zegarra Cuadros (alias “Careca”), el quinto de los prófugos de la carceleta de la sala de audiencias del penal de Lurigancho.