Ministra de la Mujer: alimentos del Pronaa no están contaminados

Aída García Naranjo se presentó ante el Congreso, y el legislador fujimorista Reber Ramírez pidió su renuncia

La ministra de la Mujer, Aída García Naranjo, se presentó hoy en la sesión conjunta de las comisiones de Salud y de Fiscalización del Congreso, en donde ratificó que la muerte de niños en un colegio de Cajabamba, en Cajamarca, no se debió al mal estado de los alimentos que entrega el Pronaa.

Según argumentó, ese mismo lote fue consumido por colegiales de la región, quienes no presentaron problema de salud alguno.

“Si los víveres entregados por el Programa Nacional de Asistencia Alimentaria (Pronaa) hubiesen estado contaminados, los efectos se habrían manifestado también en 64 colegios de la zona desde el 26 de agosto, fecha en que vienen siendo repartidos”, sostuvo.

Por su parte, la titular de Educación, Patricia Salas, también insistió en que los víveres del Pronaa pasan por un proceso de verificación y además se capacita a quienes preparan los alimentos. Igualmente, el ministro de Salud, Alberto Tejada, resaltó que su sector actuó rápidamente en la atención a los menores afectados.

A su salida de la sede del Legislativo, Aída García indicó que coordinará con los otros dos sectores para viajar a Cajamarca en el momento pertinente, cuando avancen las investigaciones del caso.

PIDEN RENUNCIA DE GARCÍA NARANJO
La presentación de García Naranjo no convenció al parlamentario fujimorista Reber Ramírez, quien pidió la renuncia de la ministra por ser la responsable política de lo ocurrido.

Cabe recordar que las madres han rechazado categóricamente que hayan cocinado en un balde en donde antes contenía pesticida, como afirmó la ministra de la Mujer.

Mientras tanto, cincuenta niños intoxicados fueron dados de alta y volvieron a sus casas.