Mujer se sometió a una liposucción artesanal que le costó la vida

Gladys Vera Rojas (32) fue operada en la casa de su amiga, la enfermera Mariluz Condori Pérez, en Ventanilla. Dejó un hijo de 3 años

Gladys Vera Rojas falleció tras someterse a una liposucción artesanal en la casa de su amiga Mariluz Condori Pérez, en Ventanilla.

Ella aceptó poner su salud en manos de su amiga por segunda vez, luego que hace un mes se realizó un aumento de glúteos, informó “América noticias”.

La operación se realizó el día lunes y dos días después tuvo las piernas hinchadas. Ella murió debido a una falla orgánica múltiple y dejó un hijo de tres años.

Según Radio Programas, Condori Pérez, quien es enfermera y trabajó como ayudante de un cirujano plástico en Ayacucho, permanece en calidad de citada por la Policía. Será acusada por lesiones culposas, seguida de muerte, y ejercicio ilegal de la profesión.