Obrero murió arrollado por taxista en Vía Expresa de Javier Prado

Samuel Arroyo Villalobos, quien arremetió contra el obrero y otro de sus compañeros, que sobrevivió, dijo que un Yaris le habría cerrado el paso

Un trabajador de una compañía que brinda servicios para la Empresa Municipal Administradora de Peaje de Lima (Emape) falleció esta madrugada cuando realizaba el mantenimiento del guardavía de la Vía Expresa de Javier Prado, cerca del acceso a la Av. Aviación, en San Borja. La víctima, identificada como John Alex Saravia Mejía, de 38 años, fue atropellada por Samuel Arroyo Villalobos, quien conducía un taxi.

Pese a que en la pista había letreros para que los conductores disminuyeran la velocidad, testigos aseveraron que Arroyo no hizo el intento de frenar. Todo lo contrario, su automóvil blanco, de placa C60-523, chocó frontalmente contra Saravia y su compañero Gilberto Aguirre Rosario, de 54 años. Saravia murió en cuestión de segundos, mientras que Aguirre fue trasladado aún con vida a la Clínica Internacional.

A través de un comunicado, Emape informó que Aguirre ya fue dado de alta. Ambos obreros trabajan para Alvac SAC, proveedora de servicios de Emape.

Antes de ser trasladado a la comisaría de San Borja, Arroyo adujo que un automóvil Yaris le cerró el paso, provocando el accidente. “Cómo voy a darme a la fuga, si yo sé lo que estoy cometiendo. El Yaris se dio a la fuga”, explicó.

Sin embargo, Canal N mostró un reporte del Sistema de Administración Tributaria (SAT), según el cual Arroyo Villalobos tiene 44 faltas de tránsito, 18 de ellas graves y cuatro muy graves.

Compañeros de las víctimas contaron que Saravia tenía ocho meses reparando vías, en el turno noche. Asimismo, deja a tres menores en la orfandad.

Enterada del accidente, la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, expresó sus condolencias a los deudos de Saravia y aseveró que el obrero sobreviviente recibirá toda la atención médica que requiera. Alejandro Silva, del Programa de Defensa Municipal de Víctimas de Accidente de Tránsito de la Municipalidad de Lima, asumirá la defensa legal de los afectados.