Pobladores de Pisco recibiron el tercer año de terremoto con un “cacerolazo”

El presidente del comité central de lucha de dicha ciudad, Teodulo Hernández, anunció además que la población iniciará un paro indefinido buscando diálogo con el Gobierno

Este domingo se cumplen tres años del terremoto que sacudió al sur chico de nuestro país y los damnificados en Pisco conmemoraron la tragedia con un “cacerolazo” con el que expresaron su disconformidad con la ayuda brindada hasta el momento y hacer que las autoridades atiendan sus reclamos.

Y es que en la ciudad todavía hay problemas de saneamiento y déficit de viviendas, según denunció en RPP el presidente del comité central de lucha de Pisco, Teodulo Hernández.

“Aún hay gente que vive bajo cartones, plásticos, en terrenos, en suelo y realmente esto es calamitoso”, aseguró el dirigente, que atribuyó la dejadez a un supuesto “despilfarro de dinero” por parte de las autoridades locales.

Aparte de esa medida “para recibir el nuevo año del terremoto”, Hernández anunció que los pisqueños acatarán un pacífico paro provincial indefinido para exigir a la Presidencia del Consejo de Ministros la instalación de una mesa de diálogo a fin de encontrar soluciones a las problemáticas planteadas.