Policía en La Herradura: "No tenemos orden de evitar la venta de cerveza"

Sigue la venta y consumo de bebidas alcohólicas en dicho balneario y la comuna limeña aseguró que el control es deber del municipio chorrillano

Policía en La Herradura: "No tenemos orden de evitar la venta de cerveza"

El Comercio

La venta y consumo de bebidas alcohólicas en la playa está prohibido en Chorrillos, pero en La Herradura continúa ante la indiferencia de las autoridades municipales y policiales. Ayer se comprobó cómo los locales comerciales y vendedores ambulantes ofrecían cervezas a los bañistas sin ningún tipo de fiscalización.

En la tarde, serenos y policías acudieron, pero solo para controlar el orden público. “No tenemos orden de evitar la venta de cerveza”, dijo uno de los policías.

El subgerente de Seguridad Ciudadana de Chorrillos, Aníbal Ligarda, dijo que no podía intervenir en el balneario porque las obras de restauración que efectúan la Municipalidad de Lima y la Autoridad del Proyecto Costa Verde desde el 2011 aún continúan. “No evadimos la responsabilidad, estamos a la espera de que la comuna limeña finalice sus operaciones”, argumentó.

EVADEN DEBERES
En respuesta, el gerente de Fiscalización y Control de la Municipalidad de Lima, Álvaro Anicama, dijo estar asombrado por el abandono de responsabilidades del concejo chorrillano. “Tienen su propia ordenanza sobre el consumo y venta de alcohol en la vía pública que no está sujeto a la entrega de obras”, señaló.

Anicama agregó que las autorizaciones para el funcionamiento de locales comerciales y ambulantes las otorgó la Municipalidad de Chorrillos, por lo tanto, esta debería fiscalizarlos.