La CE investiga a Microsoft por incumplimiento en oferta de navegadores

La compañía reconoció que mostró las opciones para que los usuarios de Windows 7 elijan un browser distinto a Internet Explorer

La CE investiga a Microsoft por incumplimiento en oferta de navegadores

La Comisión Europea (CE) anunció hoy que ha abierto una investigación formal a Microsoft para determinar si la compañía ha incumplido su compromiso del 2009 de abrir a los usuarios de su sistema operativo Windows la posibilidad de utilizar navegadores de Internet diferentes a Internet Explorer.

“Si se confirma la infracción puede haber sanciones” contra la compañía, indicó el vicepresidente de la CE y responsable de Competencia, Joaquín Almunia, en una rueda de prensa en la que anunció la decisión. Microsoft admitió la falta.

La Comisión indicó que, teniendo en cuenta la información de la que dispone, cree que Microsoft puede no haber cumplido con su compromiso de ofrecer a los usuarios de Windows 7 Service Pack 1, comercializado en febrero de 2011, la posibilidad de utilizar otros navegadores además del Internet Explorer.

INCUMPLIMIENTO
La CE recalcó que la empresa le comunicó el pasado diciembre, a la hora de hacer un balance sobre el cumplimiento de los compromisos fijados en 2009 sobre la apertura de la competencia a otros navegadores, que estaba en línea con lo prometido.

En cambio, la Comisión aseguró que, desde febrero de 2011 hasta hoy, unos 28 millones de usuarios de Windows en la UE “no han visto” la pantalla en la que se le ofrece la posibilidad de utilizar distintos navegadores, y apuntó que “Microsoft ha reconocido recientemente que la pantalla de elección no se ha mostrado en ese periodo”.

Si la CE comprueba que Microsoft ha incurrido en una violación de sus compromisos, el Ejecutivo comunitario podría imponerle una multa de hasta el 10 % de su facturación anual. Almunia señaló que no hay plazos para concluir la investigación, pero que espera avanzar lo más rápido posible.

La pantalla en la que se proponían diferentes opciones se empezó a mostrar desde marzo de 2010 para los usuarios europeos que tenían instalado Internet Explorer como su navegador por defecto, recordó la CE. En cambio, la Comisión investigará ahora si la empresa no cumplió con sus compromisos al no incluir esa pantalla de información en Windows 7.

CRASO ERROR
Microsoft achacó a “un error técnico” la ausencia de opciones para los usuarios de Windows 7 de elegir un navegador distinto a Internet Explorer. “Hemos emprendido inmediatamente pasos para resolver este problema; lamentamos profundamente que este error haya tenido lugar y pedimos disculpas por ello”, indicó la compañía en un comunicado distribuido en Bruselas.

El fabricante de software admitió que “no cumplió con su responsabilidad” de desplegar una pantalla que permita informar a los clientes europeos sobre los distintos navegadores que puede instalar desde Windows 7 Service Pack 1.

“Debido a un error técnico, no hemos podido proporcionar el software de la ‘pantalla de elección de navegador’ a los ordenadores que venían con la actualización Service Pack 1 de Windows 7”, indicó la compañía, que precisó que dicho software sí llegó correctamente a las computadoras que tenían instalada la versión original de Windows 7 o las versiones relevantes de Windows XP y Windows Vista.

Según la empresa, el equipo de ingenieros responsable del software “no se dio cuenta de que tenía que actualizarlo” para la versión Windows 7 Service Pack 1.

“Nos hemos dado cuenta recientemente de que no hemos incluido el software de la pantalla de elección de navegador en unos 28 millones de ordenadores que funcionan con Windows 7 Service Pack 1”, reconoció Microsoft, y aseguró que, tras identificar el error, lo notificó a la CE y emprendió una serie de medidas.

El primer paso fue desarrollar y probar una solución de software que empezó a distribuir inmediatamente y a poner a disposición de los ordenadores afectados para que pudieran acceder a la pantalla de elección (una operación que esperan completar esta semana).

También han emprendido una investigación en la que han entrevistado a trabajadores de la empresa para tratar de esclarecer cómo se produjo el supuesto error, cuyos resultados remitirán a la Comisión Europea.

Por último, Microsoft ha ofrecido a Bruselas extender en 15 meses el periodo por el que se han comprometido a proporcionar estas posibilidades de elección de navegador, que en principio deben durar cinco años, hasta 2014.

“Creemos que la Comisión revisará este asunto y determinará si es apropiado que Microsoft dé este paso. Entendemos que la Comisión pueda decidir imponer otras sanciones”, subrayó la empresa, que considera que el software para la elección de navegador se distribuyó correctamente en el 90 % de los ordenadores desde que suscribió el pacto con la CE.