Increíble: hermanas demuestran que se puede vivir sin estómago

La extirpación era necesaria para evitar que un cáncer se propage al cuerpo de una de ellas. La otra mujer solo lo hizo por prevención

Increíble: hermanas demuestran que se puede vivir sin estómago

Dos hermanas, portadoras de una rara mutación de un gen cancerígeno, decidieron vivir sin estómago para evitar que su mal degenere en un cáncer.

Según información de BBC Mundo, Ravindra y Meeta Singh son parte de una familia que ha perdido a cinco miembros a causa de la variación del gen E-cadherin.

El mal ha sido hallado en 100 familias de todo el mundo y multiplica considerablemente las probabilidades de desarrollar cáncer de estómago y pecho.

Meeta consideró esto suficiente motivo para permitir que le extirpen el estómago, aunque aún no lo necesitaba. Solo Ravindra requería de la intervención, pues ya le habían detectado cáncer al estómago.

DIFÍCIL PERO NO IMPOSIBLE
Ambas hermanas fueron operadas hace un año en Liverpool, Reino Unido , y no obstante esto demuestra que es posible vivir sin estómago, aseguran que están aprendiendo a vivir de nuevo.

Ravindra, por ejemplo, cuenta que a menudo se siente cansada y mareada. “Estoy mucho mejor de lo que estaba hace unos meses, pero obviamente todavía sufro los efectos secundarios de no tener estómago”, confiesa.

La mujer de 30 años dice que luego de un año aún tiene miedo de salir y disfrutar la comida de restaurantes.

MENOS COMIDA
“Cuando salí del quirófano, la cantidad de comida que podía digerir era mínima, casi solamente cucharadas. Pero después de un año como probablemente un tercio de todo lo que era capaz de ingerir antes, así que estoy mejorando”, afirma Ravindra.

Según la mujer inglesa, cuando come demasiado empieza a sentir molestias una vez que ha terminado, como los producidos por una indigestión y un reflujo de ácidos.

Entre otros síntomas, añade que experimenta “lo que es denominado como síndrome del vaciamiento rápido que es, desafortunadamente, similar a lo que suena: una diarrea urgente”.

“Depende de qué comida sea, pero si es algo que se supone que no podemos comer, como pan, por ejemplo, puedes sentir la sensación del pan pasando por tu garganta, puedes sentir cómo se expande”, confirma su hermana Meeta.

UNA AYUDA NO VITAL
Aunque las dos hermanas han perdido 20% de su peso corporal a lo largo de un año, Simon Dexter, cirujano de Meeta y consultor en el Hospital de aprendizaje de Leeds, está seguro de que sí se puede vivir sin estómago.

En ese sentido, el experto afirma que “el intestino es básicamente un tubo, que va de arriba a abajo. El estómago es simplemente una ampliación de ese tubo, de forma que cuando lo quitas cierras el hueco”.

Dexter asegura que la principal función del estómago es el almacenamiento, pues nos permite comer lo suficiente para no preocuparnos por un rato. Entonces, “si no tienes estómago, necesitarás muchas comidas más pequeñas”, explica.

“El ácido en el estómago ayuda a esterilizar la comida, pero esto no es tan importante hoy en día, porque no estamos buscando migajas o restos de comida en los vertederos o en lugares sucios”, agrega el médico.

“El ácido también permite la absorción de hierro y vitamina B12, por lo que son necesarios suplementos extras”, agrega Dexter, y afirma que si uno se asegura de tomarlos, el vivir sin estómago no debería tener efectos profundos en nuestro bienestar.

EXTIRPACIÓN O CÁNCER
El cirujano confirmó que la única salida para los pacientes que tienen la enfermedad de las hermanas Singh es la extirpación.

Ravindra apoya esta afirmación, pues asiste a pruebas y análisis cada seis meses “y al parecer el cáncer no se ha extendido”, dice. La paciente concluye que “era la única opción, si no me lo hubiera quitado, no estaría aquí”.