¿Quién fue la estrella más polémica del 2011?

Charlie Sheen y sus excesos, la infidelidad de Ashton Kutcher o a la fugaz boda de Kim Kardashian. Elige al famoso más escandaloso del año

¿Quién fue la estrella más polémica del 2011?

MARÍA PÍA BARRIENTOS @pia_barrientos
Redacción Online

Dicen que Dios perdona el pecado, pero no el escándalo. Hazlo, pero que los demás no se enteren, reza este conocido refrán, pero si uno es una estrella mundialmente famosa, la cuestión se complica un poquito. El descontrol, las infidelidades, el abuso de drogas, todo se pone en una bizarra vitrina que millones de ávidos lectores no dejan de mirar. Ellos acaparan los titulares, mientras se convierten en los antihéroes de un año peculiar. La pregunta es, ¿quién fue el monarca de la polémica en este año que se nos escapa? Decídelo tú.

CUANDO CHARLIE DEJÓ DE DECIR “WINNING”
Ya no era el ganador, el hombre que tenía a las mujeres y al mundo entero a sus pies, el actor mejor pagado de la televisión. Charlie Sheen fue echado del show que lo había devuelto a la cima cuando ya nadie quería contratarlo, cuando hace años sufrió una sobredosis tras tratar de inyectarse cocaína, luego de que una actriz porno que afirmaba haber tenido sexo con él provocara que una embarazada Denise Richards le pidiera el divorcio. Los años no lo habían hecho aprender y Charlie volvió a las andadas con fuerza.

Llegó la debacle. El 7 de marzo de 2011 CBS despidió a la estrella de ‘Two and a Half Men’. Las razones: su abuso de drogas, su polémica relación con su esposa Brooke Mueller, a quien además atacó con un cuchillo, sus intentos fallidos de rehabilitarse. ¿La gota que derramó el vaso? Sus insultos a Chuck Lorre, el creador de la serie. Sheen se fue por la puerta falsa, vivía con dos actrices porno a quienes llamaba sus “diosas” y encima fue asesinado en el ‘sitcom’ que por años popularizó. Hoy, sin embargo, las aguas parecen haberse calmado. El actor parece estar rehabilitado. Planea volver como protagonista en una serie sobre el control de ira. Le deseamos suerte. Probablemente la va a necesitar.

LA FUGAZ KARDASHIAN
La señorita que se hizo famosa por un video porno casero y que alcanzó el estrellato tras televisar su vida afirmó haber encontrado el amor. La boda de Kim Kardashian se convirtió en la ceremonia del año, superando para muchos incluso a la unión entre el príncipe Guillermo y Kate Middleton. Cada uno de los detalles era revelado a los medios, quienes seguían ávidos la historia de la bella estrella. El 20 de agosto la figura televisiva le dio el sí al basquetbolista Kris Humphries. Gastó US$10 millones en la pomposísima unión, pero según los medios se embolsó cerca de US$18. Sin embargo, el idilio fue más que corto; fugaz: culminó tras 72 días. Kardashian pidió el divorcio y la opinión pública la bombardeó.

Dijeron que su boda había sido un montaje, la familia de Hamphries arremetió contra ella, la diva lo negó todo. Hoy aún pelea por mantenerse a flote. La llaman “idiota”, le dicen en la cara que no tiene talento, PETA la critica, millones aún no pueden despegarse del televisor, mientras su fortuna y la de su familia continúa creciendo.

HASTA LA VISTA, BABY: ¿EL FIN DE ‘TERMINATOR’?
Había sido gobernador de California, tenía un matrimonio sólido con una mujer perteneciente a una de las más grandes dinastías de Estados Unidos (los Kennedy) y una gran fortuna. Pero un día todo se desmoronó. Arnold Schwarzenegger anunció su separación de su aún esposa María Shriver. Este le habría confesado que le había sido infiel con una empleada del hogar hace más de diez años y que tenía un hijo extramatrimonial con ella. Su esposa no aguantó la noticia, pidió el divorcio. Sus hijos con Shriver lo repudiaron, incluso uno de ellos se quitó su apellido en Twitter, la opinión pública lo ametralló. Hoy, meses después del escándalo, la cuestión parece haberse tranquilizado un poco, e incluso se habla de una posible reconciliación con su aún esposa.

LIVIN LA VIDA LOHAN
Lindsay Lohan, la caserita del escándalo. Su incursión al caótico mundo de la polémica no es nueva e incluso me atrevería a decir que este año bajó algunas revoluciones. Pero de todas maneras las razones sobran para asegurarle un lugar aquí. Resumamos.

Acababa de comenzar el 2011 y la estrellita perdida ponía un pie fuera de rehabilitación. Luego, una tienda la acusó de robarse un collar valorado en US$2,500. Volvió a la corte. La jueza le dio un ultimatum. En abril fue sentenciada a pasar 4 meses en la cárcel, pagó la fianza y salió en libertad, luego comenzó su arresto domiciliario, en el cual hasta ofició una jarana con alcohol incluido. Tras salir en libertad, Lohan volvió a ser la estrella de las fiestas. En un jolgorio incluso fue vista besando a su propia madre en la boca. Tras violar una vez más su libertad condicional al no cumplir con su servicio comunitario, Lohan fue sentenciada a pasar 30 días en la cárcel, donde finalmente solo estuvo 4 horas. Ahora que las deudas parecen ahorcarla (hace tiempo que no actúa y se la pasa pagándole a la justicia) la actriz que conocimos en “Juego de gemelas” parece no tener retorno. Esperamos equivocarnos.

LA INFIDELIDAD DE ASHTON
Acababa de hacerse del papel protagónico en “Two and a Half Men”. La vida parecía sonreírle, hasta que Sara Leal llegó para complicar su estelar existencia. La parrandera rubia afirmaba haber pasado la noche con Ashton Kutcher el día en el que este cumplía un aniversario más con su esposa, la bella Demi Moore. Con el tiempo la cuestión se puso peor. Según varios testigos el actor habría tenido una fiesta salvaje en un hotel e incluso le habría sido infiel a su pareja con 4 mujeres a la vez, con las que habría compartido un candente baño en un jacuzzi. Luego todo terminó de desmoronarse y la pareja confirmó su separación.

Convulsionado. Así fue este 2011 para un puñado de estrellas, las cuales, seguramente para su pesar, se convirtieron en el blanco de las críticas. Ahora viene la pregunta del millón: ¿quién fue la estrella más polémica del año?