Claudia Llosa tuvo que llevar los rollos de “La teta asustada” hasta España en cajas de pizza

La cineasta peruana contó que filmó la película en 35 mm y, dado que en el Perú no hay muchos equipos para este tipo de presentación, se vio obligada a enviar los rollos del filme a Europa, para que la cinta esté lista para su difusión

Por Joaquín Ortiz
Enviado especial en Los Ángeles

Prácticamente tuvo que hacer lo imposible. Claudia Llosa detalló cómo se le terminó de dar vida a la primera película peruana nominada a un premio Óscar.

Según contó durante el simposio realizado en el Teatro Samuel Goldwyn, que reunió a los directores de las cinco películas nominadas a Mejor película extranjera, el proceso de filmación de la cinta fue complicado. Dado que no tenían mucho tiempo para filmarla, tuvieron que hacer la menor cantidad de tomas posible.

A ello se le sumó que la película fue filmada en 35 mm, y como en el Perú no hay muchos equipos para este tipo de presentación, tuvo que apelar a un recurso inédito: llevó hasta España los rollos del filme en cajas de pizza. Increíble, pero cierto.

LA PELÍCULA PERUANA FUE BIEN RECIBIDA
Claudia fue nuevamente preguntada sobre la razón de ser de su producción, a lo que contestó que la película trata sobre “la reconciliación luego de la guerra interna por la violencia política”.

El filme fue muy bien recibido y luego de que se proyectó el tráiler se escucharon gritos y aplausos por parte de la comunidad peruana.

Sobre Magaly Solier, la cineasta volvió a comentar cómo la descubrió: en la plaza de Huanta, de una manera totalmente accidental, y confesó que la quiere mucho.

Por último, la cineasta aseguró que filmó La teta asustada por el “gusto de hacerla”, y que jamás pensó que ganaría tantos premios.

El simposio fue moderado por nada menos que Mark Johnson, productor de Rain man, ganadora del Óscar a Mejor película en 1988.

Definitivamente, nuestras compatriotas están rodeadas de grandes del cine mundial.