Fernando Armas: "Magaly hacía un programa nocivo"

El cómico cree que su otrora archienemiga Magaly Medina ha cambiado para bien. “No soy su amigo ni pretendo serlo”, dijo

Fernando Armas: "Magaly hacía un programa nocivo"

El Comercio

Lo que menos quiere Fernando Armas, ahora que empieza una nueva etapa en “El estelar del humor” de ATV, es mantener viejas rencillas. Por eso decidió levantar la bandera de la paz con una de sus archienemigas: Magaly Medina, a quien dice ver cambiada. “Creo que se debe dejar atrás el rencor. Le deseo mucha suerte a Magaly, a quien hoy veo enamorada, le fluye el amor. Solo le pido que entienda a otras parejas que pasan momentos difíciles”, señala.

¿No se ha dado un conflicto de egos en “El estelar del humor”?
No. Todos tenemos en claro que el peso recae en Carlos Álvarez. Por ahí se ha dicho que he dejado de ser una figura para convertirme en parte de un elenco. No creo que sea así. No tengo ningún tipo de vanidad, ni olvido mis inicios, y menos lo hace la gente, que me ve todos los domingos cuando se repite “Trampolín a la fama” (risas).

¿Cómo se dividirán los personajes políticos?
Los personajes irán apareciendo de acuerdo con la coyuntura. Por ejemplo, esta semana se viene el debate, yo debo ser Ollanta y Carlos interpretará a Keiko, para hacer la dupla. En general, creo que Carlos siempre va a querer manejar el tema político por la trayectoria, pero yo también tengo mucho que aportar.

Les han criticado una falta de integración en los sketches. ¿Estás de acuerdo?
Sí, falta, somos conscientes de eso. Salimos así porque el carro se iba, teníamos que tener presencia en este momento de la coyuntura política. El canal, además, no ha hecho un programa cómico hace años. Aún hace falta implementar la logística. Hemos tenido que utilizar el set de “Hola a todos”. Ahora que todo sale en HD todas las fallitas se notan. Se están haciendo esfuerzos grandes.

Visitaste el set de Magaly Medina. ¿Qué te llevó a aceptar, pese a las pullas del pasado?
Nos dijimos de todo en el pasado. Ella me ha pedido regalías por usar la canción de su programa, le he respondido que ella es mi coreógrafa (risas). En algún momento “Magaly Teve” era un programa nocivo; ahora ha bajado, pero sigue siendo un programa punzante. Me parece que luego de la cárcel, Magaly tiene otro modo de ver las cosas. Lo que quería decirle: “Mira, yo también te felicito por tu cambio. Estamos en un canal y hay que armonizar las cosas”.

¿No se ha dado un acercamiento más allá de las cámaras de TV?
Hasta ahora solo ha sido un reencuentro frente a cámaras. No soy su amigo ni pretendo serlo, pero nos hemos visto con brillo en los ojos y ya no nos esquivamos las miradas. Lo único que le pido a Magaly es que me preste su ropa, su maquillaje, su escenografía (risas).Como trabajamos en la misma empresa, quizás en algún momento departiremos algo.

Se especuló mucho sobre tu posible ingreso como coanimador en “El gran show”. ¿Qué pasó?
Lo de Gisela –a quien saludo y agradezco por la buena intención de quererme en su programa– nunca fue desestimado por ella. Cuando conversé con Ricky Rodríguez, la oferta no me convenció mucho. Dije que esperaría a Gisela, quien estaba de viaje, pero Dios sabe por qué hace las cosas. Se demoró un poco y Carlos Álvarez me hizo la propuesta. Luego también me llamaron de “El especial el humor”, pero me quedé con Carlos. Su oferta era buena y ya no esperé a Gisela. En un futuro espero trabajar con Gisela. Le he dicho que si quiere, le lavo el carro, no puedo ser su chofer porque ya tiene a Roberto Martínez (risas).

¿Has pensado en un proyecto en el que seas tú la cabeza?
Sí, justo antes de que surgiera lo de Gisela presenté un proyecto a Canal 13 para hacer un programa que combine el humor con ayuda social. Quería que tenga un poquito de “Don Francisco”, “El último pasajero” y mucha comedia. Era para los sábados y podía durar dos horas. Por ahora ha quedado en ‘stand by’, pero luego de asentar bien las bases con Carlos en “El estelar del humor”, me gustaría retomar el proyecto.