Fiorella Díaz: “Al inicio le decía no a la televisión”

La actriz que interpreta a ‘Mery’ en ‘Yo no me llamo Natacha’ festeja el alto ráting de la teleserie y también habla sobre su papel en “Tribulación”

Fiorella Díaz: “Al inicio le decía no a la televisión”

ANA VALENZUELA

Desde pequeña, Fiorella Díaz estaba convencida de que la actuación era lo suyo. Pero llevar su trabajo a la televisión no terminaba de convencerla, hasta que pasó el cásting de la miniserie ‘Matadoras’ y empezó una buena racha. Al poco tiempo la llamaron para ser parte del elenco de ‘Tribulación’ –serie policial que hoy se estrena, a las 11 p.m., por América TV– y luego empezó a interpretar a la abnegada Mery en la miniserie “Yo no me llamo Natacha”.

“El 2010 ha sido intenso. He empalmado un trabajo con otro y en todos los casos el ráting ha sido muy bueno, eso me alegra y también me genera una gran responsabilidad”, dice Fiorella.

¿Siempre estuviste convencida de que la actuación era la carrera que deseabas seguir?
Sí, desde chiquita me ha gustado actuar. A los 16 años ingresé a la Escuela de Arte Dramático, hice los cinco años de la carrera. Lo primero que me enganchó fue hacer teatro. Luego, el que era entonces mi novio me animó para entrar a hacer publicidad. Al inicio le decía no a la televisión.

¿Por qué no te gustaba la TV?
Por esas ideas locas que uno puede tener de chibola, no tenía claro un concepto pero lo asumía. Un día fui a un cásting de publicidad y quedé. Tenía 19 años y en el comercial era la mamá de tres niños. Hice publicidad por cinco años. Actué en papeles pequeños en series, no me atrevía por completo. Estaba más metida en el teatro.

Hasta que llegó el cásting de “Matadoras” y empezó la buena racha…
Sí, cuando me dijeron que tendría el papel de Eva en “Matadoras” me puse superfeliz, dije: “Algo nuevo qué aprender”. A Michelle Alexander, la productora, le gustó mi trabajo en “Matadoras” y me convocó para “Yo no me llamo Natacha”; antes ya había grabado para “Tribulación”, una serie increíble.

En “Yo no me llamo Natacha” dejas a la muchacha alocada que interpretaste en “Matadoras” para convertirte en una madre soltera. ¿Cómo ha sido ponerte en el papel de la abnegada Mery?
Mery es una mujer que ha madurado a la fuerza luego de tener a su hijo. Ella, además, se niega a enamorarse y rehacer su vida, hasta que encuentra a un chico que le mueve el tapete, como se dice. Luego de tanto buscar, la contratan como trabajadora del hogar y empieza a suceder una serie de situaciones: por ejemplo, vuelven fantasmas del pasado.

En “Tribulación” también apareces distinta. ¿Cómo te preparaste para interpretar a una química forense?
Mi personaje, Lorena, forma parte del equipo dirigido por Falco, que busca una explicación lógica a crímenes muy extraños. Para interpretar a Lorena tuve que ingresar a la morgue y estar frente a un muerto. Me moría de nervios, pero luego todo fue superado.

¿Ha cambiado mucho tu vida ahora que apareces en la TV?
Me gusta la pegada que ha tenido mi papel en “Matadoras” con las adolescentes que, cuando me venían, me hablaban de sus problemas y querían que les enseñe a jugar vóley. Es bonito que la gente te reconozca en la calle, pero mi vida la trato de llevar lo más normal posible, como siempre.

¿Qué tienes planeado para los próximos meses?
En febrero me voy con Maricarmen unos quince días a descansar a Colombia y de paso dejaré en algunos canales mi ‘reel’ y una sesión de fotos. Además, al parecer, la segunda temporada de “Tribulación” se grabará en marzo.