Puno: islas del Titicaca recibirán electricidad para impulsar turismo

Las autoridades de Taquile y Amantaní señalan que será más fácil desarrollar actividades de turismo vivencial

Puno: islas del Titicaca recibirán electricidad para impulsar turismo

El Ministerio de Energía y Minas (MEM) anunció la puesta en marcha del proceso que permitirá llevar la energía eléctrica al distrito puneño de Amantaní, un territorio compuesto por dos islas sobre el lago Titicaca y conocido por ser uno de los principales destinos turísticos del altiplano.

La dirección general de Electrificación Rural del MEM concursa actualmente los estudios de perfiles integrales de la electrificación de las islas Taquile y Amantaní con la finalidad de determinar las mejores alternativas tecnológicas de abastecimiento de energía eléctrica eficiente a estas comunidades.

El proceso fue convocado el 23 de julio pasado, otorgándose la Buena Pro el 16 de agosto último. El consultor ganador fue el ingeniero Carlos Goicochea Vega, quien deberá suscribir el respectivo contrato en dos semanas aproximadamente, siendo el plazo del servicio de 90 días calendario.

UNA PROMESA VIEJA
Asimismo, está en trámite la convocatoria pública para la electrificación de la isla Amantaní, la cual se prevé realizar la primera semana de setiembre.

El alcalde distrital de Amantaní, Marcelino Yucra Pacompia, dijo esperar que el próximo año quede listo el trabajo y así los 5,500 habitantes de su jurisdicción puedan gozar de los beneficios de la energía eléctrica, un servicio que les fue prometido desde la década del 90.

Según explicó, la llegada de la energía eléctrica permitirá mejorar los servicios turísticos que brinda Amantaní, una localidad a la que calificó como “la cara del Perú al mundo”, dado el volumen de visitantes que recibe, atraídos por sus artesanías, la cultura de su gente y su atractivo como territorio insular en medio del lago Titicaca.

“Diariamente recibimos turistas nacionales y extranjeros, y un atractivo turístico no puede seguir descuidado por parte del Gobierno central, sin saneamiento o electricidad”, detalló, al tiempo de indicar que con la electricidad era más factible desarrollar el turismo vivencial.