La fiesta en paz: La madre, la suegra y la cuñada

La boda de nuestra hija o hijo no debería ser motivo de discusiones. Para saber cómo proceder sigue estos consejos

La fiesta en paz: La madre, la suegra y la cuñada

(Foto: Getty Images)

Andrea Castillo C.

Aunque los protagonistas de una boda siempre son los novios, los días que anteceden a la fecha de la ceremonia pueden resultar decisivos para el futuro de la pareja.

Durante esa etapa ponemos a prueba nuestra capacidad de tolerancia y empatía con las personas que a partir de ese día pasarán a formar parte de nuestro universo familiar. Si eres la novia, recuerda que el respeto, la prudencia y la comunicación serán valores claves para convertir los preparativos de la boda en una oportunidad para disfrutar de buenas relaciones familiares. ¿Cuáles son las funciones o las tareas que le corresponde asumir a la madre de la novia, qué puede hacer o dejar de hacer la futura suegra y cuál debe ser la actitud de la novia? Para conocer esos límites, conversamos con dos expertas wedding planners y esto fue lo que nos contaron.

TU HIJA SE CASA

1. Aunque te lleves a las mil maravillas con ella, sabes perfectamente que las decisiones sobre la boda las toma ella y su novio. Y así financies parte de esos gastos, no trates de imponer tu punto de vista.

2. Evita estresar a la novia y en lo posible transmite alegría, serenidad y disponibilidad. Evita llorar delante de ella y en la ceremonia permanece atenta a cualquier inconveniente para resolverlo.

3. Si quieres invitar a los amigos de la familia a la boda y tu hija solo desea tener a los amigos y familiares más cercanos, en ese caso, te sugerimos que ofrezcas asumir (y estés lista para ello) el gasto de las personas a las que deseas invitar.

4. Ya no hay un protocolo sobre las actividades en que participa la madre de la novia, pero puedes acompañar a tu hija en la búsqueda del traje de novia; en las pruebas del vestido, peinado y maquillaje. También podrás ayudarla a vestirse el día de la boda; ayudarla en la confirmación de los invitados a la ceremonia u organizar una reunión para conocer a los padres del novio.

5. Una función muy importante como madre de la novia es buscar tu vestuario para la boda. Debe estar acorde con la estación, el lugar y la hora de la ceremonia. La regla es que no sea del mismo color del elegido por la novia para la boda y que no choque con el de las damas. ¡Piensa que las fotos las verán toda la vida! 6. Una vez elegido tu traje para la boda, hay que avisarle a la mamá del novio. ¡Que coincidieran sería fatal!

LA NOVIA

1.Ten siempre presente que tus padres hacen un gran esfuerzo para tengas la mejor boda. Aunque eres la protagonista, esfuérzate por conservar la calma y la paciencia para evitar malos entendidos.

2. Involucra a tu madre y a tu futura suegra en los preparativos del matrimonio. Recuerda que ellas también están muy ilusionadas con el gran día.

3. Si durante los preparativos de la boda tienes muchas discusiones con tu madre, una ‘wedding planner’ puede ser una valiosa intermediaria.

4. Conversa con tu novio, para que él lo haga con sus padres y les deje en claro las decisiones que tú y él han tomado sobre la boda. Si hay un malentendido, es preferible que él converse con su mamá al respecto. Evita los enfrentamientos directos.

5. Dale su lugar y deja que tu suegra tenga momentos a solas con su hijo antes de la boda.

LA FUTURA SUEGRA

1. Debes tener mucho tino y delicadeza para tratar a la novia. No intentes imponer tu gusto y tus ideas.

Expresa tu opinión o da un consejo solo cuando la novia recurra a ti para ello.

2. Ten siempre presente que durante los preparativos para la boda y especialmente en los días previos a esta, la novia está muy estresada y cualquier cosa que se le diga la puede tomar mal.

3. Si la novia no tiene cerca a su madre y necesita ayuda para tomar ciertas decisiones espera que ella pida tu consejo o compañía. Es mejor mantenerse disponible, pero en un segundo plano.

4. No intervengas en la elección del vestido ni en el arreglo personal de la novia, a menos que te lo pidan.

5. Si tu familia aporta un monto para los gastos de la boda, en ese caso podrás incluir y sugerir a tus invitados, pero siempre sin excederse del número establecido por la futura pareja de esposos.

ERES LA CUÑADA

Si tu hermano o hermana se casa, neutraliza tu sentido de competencia. Recuerda que los novios son los protagonistas esta vez. Para la ceremonia elige un traje que te permita lucir elegante y sobria; no pretendas opacar a la novia con tu atuendo. Mantén una actitud positiva y de disposición a ayudar si los novios lo piden. Puedes apoyar confirmando la información de los proveedores, organizar un shower, preparar los recuerdos del matrimonio o ser testigo de la boda.

Fuentes: Mariana Rizo Patrón. Wedding Planner
Todo Bodas Wedding Planners. Cecilia Cassinelli

Pareja estadounidense se casa en el monte Everest

¡ También te gustará !

Pareja estadounidense se casa en el monte Everest

La pareja no tuvo muchos invitados en el Everest, pero se llevó los mejores recuerdos.

El lado más sexista de la publicidad, según especialistas

¡ También te gustará !

El lado más sexista de la publicidad, según especialistas

Tres publicistas peruanos nos cuentan cuáles son los aspectos que convierten a una publicidad sexista

10 famosas que rompieron los moldes y se raparon la cabeza

¡ También te gustará !

10 famosas que rompieron los moldes y se raparon la cabeza

Famosas actrices, modelos y cantantes decidieron, en algún momento, raparse el pelo e ir en contra de los estereotipos.

Verónica Linares: La cultura combi

¡ También te gustará !

Verónica Linares: La cultura combi

¿Qué tanto hemos aprendido de cultura vial y peatonal?, la periodista reponde en la siguiente reflexión

Jessica Butrich:

¡ También te gustará !

Jessica Butrich: "Mi madre me enseñó a luchar por mis sueños"

La diseñadora comparte su experiencia como madre y nos cuenta cómo compagina su maternidad y la pasión por su trabajo.