¡Al agua pato! Y al agua perro, gato, ¿conejo?

Prácticos consejos que te harán una experta en el baño de tu mascota y que te enseñarán a saber cuáles mojar y cuáles no

¡Al agua pato! Y al agua perro, gato, ¿conejo?

Para las mascotas que huyen al agua se pueden utilizar técnicas de desensibilización y contra condicionamiento.

 

Tener una mascota no solo es sinónimo de juego, paseos, revolcones por el suelo, ocurrencias, risas y toneladas de cariño. Recibir un animal doméstico en casa también implica responsabilidades y entre las principales está el baño.

En esta nota, la médico veterinaria Jessica A. Brocos comparte una detallada lista de consejos para todos aquellos que tienen perros, gatos, aves, conejos y hasta hurones.

 

LOS CANINOS

- Los baños regulares son importantes para mantener una piel y pelaje limpios y saludables. Se recomienda realizar esto al menos una vez al mes. El baño excesivo podría irritar y secar la piel y el pelaje. El médico veterinario podría sugerir realizar baños medicados de manera frecuente (semanales, tres veces por semana, etc.) siempre y cuando exista un problema dérmico que lo amerite, como por ejemplo problemas bacterianos, micóticos, sarna, entre otros.

- Es importante que los shampoos que se utilicen hayan sido elaborados especialmente para mascotas ya que el pH varia por especie. Nunca usar productos de uso humano y procurar que los productos adquiridos sean de calidad garantizada. Existen varios tipos de shampoo para mascotas: shampoo para pelaje normal, shampoo hipoalergénico (por lo general en base a avena) y shampoo medicado. Este último varía de acuerdo a cada condición. Por ejemplo, clorhexidina, peróxido de benzoilo, shampoo antipulgas, entre otros.

- Se recomienda comprar los artículos de limpieza en centros veterinarios que garanticen la calidad de los productos. No comprar artículos sin sello de seguridad o de procedencia dudosa. Verificar siempre que cuenten con el registro sanitario. Recomendamos que previa adquisición de cualquier producto, consulte con su médico veterinario, quien le dará asesoría orientada a cada mascota en particular.

- Al inicio del baño debemos colocarles tapones de algodón en ambos oídos, esto, para evitar el ingreso de agua, lo cual podría causar problemas serios tales como la otitis. Estar al tanto que ambos tapones permanezcan a lo largo del baño y no olvidarse de retirarlos al finalizar.

- El baño de las mascotas involucra dos procesos importantes: el enjuague apropiado que consiste en retirar adecuadamente cualquier resto de shampoo y el secado, el cual debe realizarse de manera rigurosa a fin de evitar dejar la piel húmeda y que esto pueda causar problemas dérmicos. Secar bien a tu mascota también es importante, especialmente, durante los meses fríos.

- Si el baño se realiza en casa, para facilitar el proceso de secado en nuestras mascotas, podemos hacer uso de toallas absorbentes. Asimismo, se sugiere utilizar una secadora de mano para finalizar este proceso y asegurarnos de que se dé al 100%.

- Como dato adicional, la fase del secado del servicio de baños que se ofrece en veterinarias involucra el uso de una máquina sopladora para retirar cualquier residuo de agua, y el uso de una máquina secadora que finaliza el proceso. El servicio de baño suele incluir el corte de uñas, limpieza de oídos y expresión de glándulas anales.

- Para las mascotas que huyen al agua se pueden utilizar técnicas de desensibilización y contra condicionamiento, las cuales toman tiempo pero ofrecen beneficios a largo plazo. Se puede hacer uso de premios durante este proceso y lo más importante es tener paciencia e ir con calma. La idea es cambiar el estado mental de nuestras mascotas y que ellas disfruten de este momento. Recordemos también que la primera experiencia de baño es fundamental por lo que debemos de procurar que ésta sea la mejor.

- Los perros peruanos también pueden bañarse y la frecuencia depende también de la condición de la piel de cada individuo.

- Además del baño, es importante mantener el pelaje de nuestras mascotas en buen estado. Esto se logra con una adecuada alimentación y con un cuidado regular de la piel y el pelaje.

- El cuidado involucra el cepillado regular para remover pelo muerto y evitar la formación de motas. Las motas suelen irritar la piel y mantienen condiciones de humedad que hacen que la piel sea más susceptible a infecciones.

 

LOS FELINOS

- Para el caso de felinos el proceso de baño es prácticamente similar. Sin embargo, es importante asegurarse que los shampoos a ser utilizados sean seguros para esta especie.

- Los gatos se limpian de manera frecuente, por lo que rara vez requieren del servicio de baño. En realidad, el gato se acicala muy bien y los baños suelen no ser necesarios.

- Los gatos suelen estresarse con facilidad, por lo que el baño puede ser un factor de estrés importante (se sugiere evitarlo sobre todo si no es necesario). Utilizando técnicas adecuadas es posible acostumbrar a nuestros felinos a disfrutar del baño desde pequeños.

- Se sugiere el cepillado frecuente de los gatos de pelo largo, o de los gatos que por cualquier condición (médica, comportamental, etc) hayan dejado de asearse de manera regular. Esto es importante para remover el pelo muerto y evitar la formación de motas. El cepillado también limita la cantidad de pelo que los gatos puedan ingerir, lo cual ayuda a disminuir la formación de bolas de pelo. La mayoría de felinos disfruta de ser cepillado, y esto puede ser usado como un premio o para reforzar nuestro vínculo con ellos.

OTRAS MASCOTAS

- Sobre el tema de las aves, en realidad el baño no es necesario. Las aves por lo general se acicalan y mantienen así una higiene adecuada. El ver suciedad en las plumas o en cualquier otro lugar indicaría que la mascota no está realizando un adecuado acicalamiento y eso podría ser un signo de cualquier problema sistémico o estrés. Recomendamos monitorear el estado de nuestras mascotas y ante cualquier alerta acudir al veterinario.

- Sobre los hurones y conejos, en realidad ellos también se acicalan de manera regular y el cuidado es similar al de los felinos (cepillado regular para evitar la formación de motas y bolas de pelo). En el caso de los hurones, se recomienda también recortar las garras de manera regular y limpiar los oídos al menos una vez al mes (suelen acumular gran cantidad de cerumen). EN el caso de los conejos, se recomienda cortar las uñas cada una a dos meses.

En líneas generales, el baño es más aplicable en caninos. En felinos más que nada si es necesario, ya que ellos suelen acicalarse adecuadamente.

Para otras mascotas es similar a felinos. Por lo general solo se les hace mantenimiento de uñas, oídos, etc. Lo más importante es mantener un cepillado frecuente para evitar motas.

 

* Jessica A. Brocos Duda (C.M.V.P. 7881), médico veterinario de la Clínica ETOVET, es colaboradora frecuente de WUF. 


Tags relacionados

perros

Gatos

Conejos

Aves

hurón

baño