Tendencias

Fintech: 6 claves que harán revolucionar el servicio financiero

Pronto, se podrán hacer el 100% de operaciones bancarias en un smartphone. ¿Cómo afecta eso a los bancos tradicionales?

Fintech: 6 claves que harán revolucionar el servicio financiero

La consultora McKinsey estima que para el año 2025 las Fintech se habrán apoderado de entre el 10% y el 40% de las ganancias del mercado de servicios financieros a nivel global.

En febrero del 2016, cuatro analistas de la consultora internacional McKinsey Miklos Dietz, Somesh Khanna, Tunde Olanrewaju y Kausik Rajgopal— analizaron más de 2.000 startups (de las 12.000 que calculaban que existían hasta esa fecha) que ofrecen servicios financieros, tanto nuevos como tradicionales pago de servicios, solicitudes de créditos o suscripción de productos financieros, para responder las interrogantes más trascendentales de los últimos años en el sector bancario: ¿Cómo deben responder los bancos frente a la amenaza de las Fintech?

Muchos ejecutivos, hasta antes de ese artículo, no comprendían cómo un grupo de empresas tecnológicas, algunas probablemente operando desde un garaje, podrían amenazar la sólida posición de los bancos, ubicados en enormes edificios y con millones de sucursales en todas partes del mundo.

Sin embargo, según el reporte de los cuatro investigadores de McKinsey, sí existen razones para estar preocupado. Para la consultora, en el año 2025, las Fintech representarán entre el 10% y el 40% de los ingresos globales de los servicios financieros. ¿No es poca cosa, no?

Según McKinsey, para responder a la amenaza de las Fintech, los bancos deben hacer cambios importantes en seis aspectos importantes de su negocio:

✔ Hacer análisis de datos basado en la información generada por el banco.
✔ Crear experiencias diferentes y segmentadas para cada tipo de cliente.
✔ Tener habilidades en marketing digital al ritmo de una empresa de comercio electrónico.
✔ Simplificar, racionalizar y digitalizar procesos internos al compás de una startup.
✔ Aprovechar rápidamente la tecnología para aprovechar las ventajas de los smartphones.
✔ Repensar la estructura organizativa y la regulación para crecer en un ecosistema digital.

Por estos motivos, para el profesor Guillermo Quiroga, Director de Postgrado de la UPC, más que competir con las Fintech, los bancos deberán sumarse a sus innovaciones, mirándose más como aliados que como enemigos. Porque, mientras que a un banco podría demorar un par de años en generar una innovación, debido a su modelo de negocio y sus protocolos internos, una startup genera productos y servicios en corto tiempo, sin ningún corsé corporativo.

MÁS BARATO Y MEJOR

Históricamente, la banca ha sido una de las actividades económicas más sólidas desde hace siglos, por su capacidad para absorber y saber adaptarse a los grandes cambios tecnológicos de los últimos 500 años. A pesar de las transformaciones tecnológicas o las crisis globales, los bancos siguen allí, de pie, porque han sabido construir negocios sólidos con múltiples atributos, como su prestigio, su ubicuidad, su estatus social y su sofisticada regulación, pero sobre todo por ese significado que ha alcanzado el crédito en el imaginario colectivo: crecimiento y prosperidad.

No obstante, para el profesor Quiroga, con la llegada de la tecnología, que posibilita la reducción de costos al facilitar las operaciones online, se ha creado una oportunidad de negocio para las pequeñas empresas tecnológicas que buscaban ofrecer servicios financieros conocidas ahora como Fintech, porque sin necesidad de generar los enormes márgenes que exige el modelo de negocio bancario, pueden ofrecer productos financieros (créditos, hipotecas, seguros o plataforma de pago), sin necesidad de tener oficinas ni sucursales en cada ciudad.

En este contexto, empresas como Credit Karma (finanzas personales y gestión de inversiones), SoFi (préstamos personales), Paypal (plataforma de pagos), TranferWise (transferencias de dinero) y Kickstarter (crownfunding) se han convertido en empresas altamente rentables sin tener ni la octava parte del tamaño de los grandes bancos. Hoy, según el profesor Quiroga, las empresas financieras, que han aprendido de otras industrias que se vieron afectadas por la innovación y la tecnología, están desarrollando centros de innovación al estilo de Silicon Valley.

Ahora, muchos grandes bancos, incluso peruanos, están desarrollando laboratorios de innovación para generar productos y servicios basados en la tecnología, o han comprado empresas Fintech para sumarlas a su oferta financiera. Porque si de algo carecen las Fintech, es del enorme mercado que poseen los bancos, así como de una base de datos de millones de clientes. “Las startups hacen en menos tiempo lo que hacen los bancos, pero las Fintech no poseen el mercado que tienen las empresas financieras. Por eso, hoy, se trata más de un trabajo colaborativo”, señala Quiroga.

CLAVES DE CAMBIO

En el 2016, la inversión en Fintech pasó de los fondos de capital de riesgo al campo de la inversión más convencional, al ser las empresas financieras tradicionales las más interesadas en invertir en ellas. Es decir, en vez de competir o mirarse con recelo, tanto las Fintech como empresas bancarias, han emprendido una etapa colaborativa para definir nuevas líneas de trabajo, impulsando la innovación interna a través de asociaciones con empresas de tecnología.

Para la consultora PwC, este cambio en el enfoque se debe a un dato muy sencillo: alrededor del 88% de ejecutivos en bancos tradicionales consideran que van a perder dinero con la irrupción de las Fintech, por lo que es mejor mirarse como aliados que como enemigos. Para un 82% de encuestados, según el reporte Redrawing the lines: FinTech’s growing influence, el negocio financiero tradicional está en riesgo, frente al 69% que pensaba lo mismo en el 2016. Según este reporte, existen seis claves que revelan que las Fintech liderarán este proceso de cambio:

1. Las instituciones financieras están aceptando la naturaleza de cambio.

Las instituciones financieras tradicionales ya se percataron de los cambios en el mercado debido a la influencia de las Fintech. Con el fin de contrarrestar la percepción generalizada de rezago en materia de transformación tecnológica, el 77% de bancos están aumentando sus esfuerzos internos para innovar y un 56% han colocado el cambio radical en el eje de sus preocupaciones.

2. Las empresas financieras están aprendiendo a asociarse e integrarse.

Según PwC, se espera que el 82% de las instituciones financieras aumenten sus colaboraciones con empresas Fintech en los próximos años. Las instituciones financieras se han percatado de este potencial y se están asociando cada vez más con empresas Fintech. Actualmente, el 45% de las empresas se han asociado con Fintech, a comparación del 32% reportado el año pasado.

3. Invertir en tecnología ayudará a reducir la brecha.

De acuerdo con PwC, el 46% de las empresas Fintech están invirtiendo en inteligencia artificial frente al 30% de las grandes instituciones financieras que lo está haciendo. Para poder proveer de servicios de una nueva experiencia digital para los clientes, los líderes de las empresas financieras se están enfocando en integrar análisis de datos y tecnologías móviles en sus sistemas.

4. El Blockchain está dejando el laboratorio

El protocolo Blockchain que permite la gestión segura e inviolable de las transacciones financieras, de datos o de cualquier otro tipo, a través de internet se ha convertido en parte del sistema productivo de las instituciones financieras. Según PwC, se espera que este tipo de tecnología sea adoptada por el 77% de las instituciones como parte de su sistema para el 2020.

5. Las regulaciones desatan cambios e innovación.

Aunque la industria ve en las regulaciones como una barrera para hacer grandes cambios, algunas empresas están introduciendo innovación al sector tradicional, que se adapta rápidamente a las regulaciones, asegurando el cumplimiento de las reglas. En algunos casos las restricciones actúan como catalizadores en la innovación del mercado.

6. La única forma de obtener retorno de inversión es invertir en aprendisaje.

Según PwC, priorizar el proceso de innovación debe ser clave para las instituciones financieras, que deben averiguar las necesidades del mercado e invertir selectivamente en aprender más del cliente, para crear oportunidades para las empresas de servicios financieros. De esta manera, las instituciones financieras pueden incrementar sus retornos de inversión.

En el Perú, según el profesor Quiroga, importantes bancos han comenzado el tránsito hacia la transformación digital, generando laboratorios de innovaciones tecnológicas, como el BCP e Interbank, o con una clara inclinación hacia la digitalización de sus procesos, como el BBVA Continental y el Scotiabank.

Cabe preguntarse, como ejecutivo y CEO, ¿qué oportunidades de negocio nos ofrece la llegada de las Fintech? Pronto lo sabremos.

Tags relacionados