Tendencias

¿Por qué es beneficioso usar autos eléctricos?

Las flotas de camiones y autos eléctricos invaden Europa y Estados Unidos. Una forma de reducir la contaminación.

¿Por qué es beneficioso usar autos eléctricos?

El Tesla Semi Truck posee hasta cuatro motores independientes, lo que le permite al vehículo acelerar de 0 a 100 kilómetros por hora en tan solo 20 segundos.

Hace cinco años, en el Reino Unido, solo se registraban 3.500 vehículos eléctricos 100% o híbridos, según la Sociedad de Fabricantes y Comerciantes de Motores. No obstante, al año 2017, esta cifra se multiplicó hasta sumar los 63.000 autos nuevos. En el caso de este país, la Ley de Cambio Climático (2008) obliga a la economía a reducir las emisiones en un 80% de los niveles de 1990 para 2050. Pero, en marzo de ese año, Andrea Leadsom, la entonces ministra del Departamento de Energía y Cambio Climático, propuso un objetivo más ambicioso aún: cero emisiones netas a fines del siglo XXI.

Hoy, este país se encuentra entre los 13 miembros de Zero Emission Vehicle Alliance, cuyo compromiso es que para el año 2050 solo se vendan vehículos con cero emisiones. Producto de este esfuerzo, el gobierno destina 600 millones de libras esterlinas para promover la adopción de coches carbono cero, beneficiando a todo aquel que compre un carro de esta naturaleza.

Es decir, además de las subvenciones del gobierno, beneficios tributarios y ahorros en términos de combustible y mantenimiento, los vehículos eléctricos se están volviendo cada vez más atractivos por su costo/efectividad para las empresas en países de Europa. Sin dejar de mencionar que en muchos casos la empresa se beneficia por transmitir que posee una “flota ecológica”, fortaleciendo la imagen de la marca.

Sin embargo, un elemento clave para comprender la dimensión del ahorro de costos para las corporaciones es la cobertura y la disponibilidad de las estaciones de carga. Se trata de redes de puntos de carga que se extienden por toda Europa, incluidas estaciones especiales de carga rápida que, en países como Francia y Alemania, cargan una batería completa en 30 minutos, así como estaciones de carga para buses y camiones. Es decir, una infraestructura alrededor de los coches de bajas emisiones para mayor operatividad.

Precisamente, en el rubro de los camiones eléctricos para empresas, destacan vehículos como el Tesla Semi Truck, el MAN e-Truck, BYD T-9, Cumins AEOS, Mercedes-Benz Urban e-Truck, Proterra Catalyst E2 MAX, Fuso Vision One, E-Force One AG y Nikola One. Se trata de camiones de entre 7 y 25 toneladas de capacidad, cuyas baterías cargan en 30 o 60 minutos, dependiendo del tamaño del vehículo. Los precios, en promedio, podrían alcanzar los US$250 por camión. Mientras que Tesla ofrece 800 kilómetros con carga completa, Nikola promete 1.900 kilómetros de recorrido autónomo. Estos vehículos prometen reformular el transporte de carga pesada en el planeta, generando importantes ahorros en beneficios gubernamentales y combustible. Por el lado del mantenimiento, como se sabe, los carros eléctricos, a diferencia de los coches por combustión, producen menos desgaste de motor, los que el mantenimiento es otro costo a reducir.

LOS BENEFICIOS

Respecto de su vale la pena reemplazar los carros con motor de combustión por una flota de autos eléctricos, Edwin Derteano, presidente de la Asociación Automotriz del Perú, enumera los diferentes beneficios que poseen este tipo de vehículos.p

 

1. Medio ambiente: A diferencia de los autos que consumen combustibles fósiles, como la gasolina, el petróleo o el gas, los carros eléctricos no los emiten. Mientras que un carro con motor convencional emite hasta 2,7 toneladas de  al año, este carro no genera ni un gramo de CO2. En vez de quemar combustible, utilizan la energía eléctrica almacenada en sus baterías de litio para convertirla en fuerza mecánica.

2. Velocidad: Los autos eléctricos son más veloces que los carros de combustión. ¿Por qué? Los carros convencionales operan con un mínimo porcentaje de su fuerza máxima. En cambio, los autos eléctricos, que trabajan con la fuerza del impulso magnético, poseen un empuje continuo, generando más revoluciones por minuto, lo que se traduce en mayor potencia. El torque está disponible al máximo desde que se pisa el acelerador.

3. Rentabilidad: Los carros eléctricos son más baratos en términos de consumo de energía. Si bien al momento de la compra son más caros en comparación con un auto a combustión, durante su uso el ahorro se verá reflejado porque el consumo de energía eléctrica es menor en comparación al combustible. En el caso de un auto eléctrico, este puede recorrer 100 kilómetros por S/ 8.00 soles de energía eléctrica.

4. Mantenimiento: Los carros eléctricos tienen un costo de mantenimiento menor a los autos a combustión, ya que los motores eléctricos tienen menos partes móviles, y por ello sus averías y revisiones técnicas son menos frecuentes y el costo de estas también menor. El mantenimiento correctivo y preventivo es hasta 40% menor a un coche convencional. Por ejemplo, no hay cambios de aceite, filtros ni correas de distribución.

5. Silenciosos: Los autos a combustión se caracterizan por emitir fuertes sonidos, con lo que también contaminan en términos de ruido. Los autos eléctricos, en cambio, tienen menor nivel de ruido, vibraciones casi imperceptibles y casi no emiten calor. Volvo, que entrará el año entrante a este sector, ha señalado que el uso de camiones urbanos de distribución silenciosos haría factibles las entregas nocturnas debido a que no emiten ruidos.

EN EL PERÚ

Si bien los carros eléctricos e híbridos merecen la atención de los expertos en las ferias internacionales más importantes del mundo, porque desde ya se consideran el futuro del sector automotriz por sus múltiples ventajas, en el Perú este tipo de vehículos aún son una realidad lejana. Hasta la fecha, es verdad que algunos modelos ya han pisado suelo peruano, pero solo para exhibiciones, porque el país aún no reúne dos prerrequisitos elementales para este mercado:

Marco regulatorio: No existe una normativa que homologue o regule los estándares técnicos que deben cumplir estos vehículos para ingresar al país.

Fuentes de energía: No existen estaciones de recarga. Mientras que en Chile ya existen 40, en el Perú aún no existen planes de inversión en este rubro.

No obstante, como toda tendencia, tarde o temprano, estos vehículos se convertirán en una alternativa rentable. Es importante saber que la normativa se está empezando a trabajar dentro del Ministerio de Energía y Minas, por lo que se estima que en el 2019 podrían ingresar los primeros autos, probablemente primero a Lima, y más tarde al resto de las principales ciudades. ¿Ya le hemos pedido al equipo de Operaciones, Logística y Supply Chain Management, que haga un cálculo de los posibles ahorros en este rubro? Si no lo hemos hecho, estamos a tiempo.

 

Tags relacionados